La teoría de La Tierra Hueca: Las pruebas son cada vez más contundentes

La teoría de La Tierra Hueca: Las pruebas son cada vez más contundentes Mucho se ha especulado sobre este tema y parece que cada vez suena

Lugares infernales: el Castillo Houska
La vida en el espacio también puede existir en «estrellas fallidas»
¿Por qué nadie habla del cataclismo global ocurrido en el siglo VI?

La teoría de La Tierra Hueca: Las pruebas son cada vez más contundentes

Mucho se ha especulado sobre este tema y parece que cada vez suena más lógico el poder decir que en realidad nuestro Planeta es hueco, por una gran cantidad de evidencias que suelen darse a conocer, junto con teorías que cada vez que son expuestas suelen tener más razones para apoyar esta teoría. ¿Realmente la NASA nuevamente ha ocultado evidencias?, ¿Y si fuera así cuales son estas?, ¿Nuevamente hemos sido engañados?, ¿Si nuestro Planeta es hueco, como se podría comprobar?. Estas son muchas de las preguntas que quizás podrían estar en sus mentes, dudas a las que pretendo darles una respuesta en este artículo. Este tema no es nuevo para mi y es que hace ya muchísimos años tenía vagos conocimientos al respecto de esta teoría. Les contaré un poco mi experiencia. Fue un día como cualquiera, en el cual sostenía una conversación con una persona con mis mismos intereses, hablamos de cosas como conspiraciones, entre otras y en una parte de nuestra charla, esta persona me comenta si sé algo al respecto de “La tierra hueca”, la expresión en mi rostro lo decía todo, pero claramente dije “no”, lo cual indujo a esta persona a comentar conmigo lo que sabia sobre esto. Nuevamente me había enterado de algo realmente fascinante, lo que me llevo a buscar información en ese entonces para luego claramente poder tener una mayor idea sobre el tema en caso de tener que exponerlo algún día ante otra persona cuyo interés sea el mismo. De la misma manera en la que me he ido enterando de otro tipo de cosas que no han querido ser reveladas, me he dado cuenta de que nuevamente se nos ha negado este tipo de información, el ¿por qué? en mi caso creo que podría ser debido a temer perder el prestigio ya que de darse a conocer esto, muchas teorías se podrían dar como erróneas teniendo así que volver a plantear ciertas cosas, pero bueno ya dejo esto de lado para dar a lugar de una vez a la información.

La teoría expuesta

A principios de 1970, la Administración del Servicio de Ciencia del Medio Ambiente (ESSA), perteneciente al Departamento de Comercio de los Estados Unidos, proporcionó a la prensa unas fotografías del Polo Norte tomadas por el satélite ESSA-7 el 23 de Noviembre de 1968. Una de las fotografías mostraba el Polo Norte cubierto por la acostumbrada capa de nubes, la otra, que mostraba la misma zona sin nubes, revelaba un gigantesco agujero donde hubiera debido estar el Polo. El ESSA estaba lejos de sospechar que sus fotos rutinarias de reconocimiento atmosférico iba a contribuir a despertar una de las controversias más grandiosas y célebres de la historia de los OVNIS. Ray Palmer es ufólogo y editor de la revista “Flying Sauces”, quien en una de las ediciones de su revista, reprodujo las fotos del satélite ESSA-7 junto con un artículo en el que manifestaba que el agujero de la foto era real. Durante mucho tiempo, Palmer y otro ufólogos habían creído que la Tierra es hueca, y que los OVNIS provienen y retornan a una civilización de seres superiores que está oculta en su interior inexplorado. En 1970, gracias al apoyo de una fotografía en que aparecía el enorme agujero del Polo Norte, Palmer pudo por fin asegurar que la super-raza subterránea existía y que probablemente se podía llegar hasta ella a través de los agujeros de los Polos Norte y Sur. En las ediciones siguientes de su revista, Palmer apoyó su teoría citando las famosas expediciones del Almirante Byrd.

Una manera de corroborar una abertura en el Polo Sur y Norte

En Internet pueden ver que una de las evidencias más claras de esta teoría, es la que se puede corroborar con el programa “Google Earth” . Se deben dirigir a el Polo Sur, luego ir acercando más la cámara, podrán ver que en el centro del Polo aparece como si ahí hubiera una hondura la cual se quiere tapar con un parche blanco casi completo. Si dan clic en la imagen, podrán verla en su tamaño real. Esta imagen la he sacado del propio Google Earth, además le he agregado flechas para que puedan ver el circulo que ahí aparece. Hace bastantes años cuando me enteré sobre esta teoría, una de las primeras cosas que hice fue entrar en Google Earth y verificar el circulo, el cual en ese año era un parche completamente blanco, ahora se pueden ver ciertos relieves como grandes cerros que pudieran haber, pero les digo que antes no estaba ese relieve, perfectamente puede ser un parche, aunque no tan efectivo ya que se puede visualizar el entorno del circulo, del que podría ser una de las aberturas de la Tierra, desde el Polo Sur. En la página web “las21tesisdetito.com “, se tiene alojada otra imagen más de la supuesta abertura en el Polo, imagen que pueden ver aquí también. Haciendo clic en esta imagen, pueden verla en su tamaño original, en el cual se puede apreciar más dicho circulo, aunque desde este tamaño se puede apreciar de igual forma. En dicha página habla sobre la teoría de la Tierra Hueca y como el lo pudo comprobar mediante la página maps.live.com. En este mismo sitio web, se desmiente la existencia del Polo Norte ya que en una imagen no se puede apreciar un casquete polar, solo se pueden ver los hielos de Groenlandia, el norte de Canadá y el norte de Siberia, pero no el casquete de hielo del Polo Norte, lo cual lleva a pensar que por obvias razones la NASA ha falsificado la fotografía ocultando así la Apertura Polar Norte, de la misma forma en la que se hace con la Apertura del Polo Sur.

“Si existiera la Apertura Polar Norte, entonces aparecería claramente en la foto el casquete de hielo del Polo Norte, y se vería de color blanco, de la misma manera que aparece Groenlandia cubierta por el casquete de hielo color blanco, sin embargo, el Polo Norte, esta totalmente ausente de hielo, lo cual indica que NO EXISTE TAL POLO NORTE, lo que existe es la Apertura Polar Norte por la cual se ingresa al interior de la Tierra Hueca….”.

Este es un fragmento que se puede leer en dicho sitio, el cual después de lo que han leído muestra las siguientes imágenes.

La teoría de la Tierra hueca

A fines del siglo 17, el astrónomo Edmund Halley propuso que la Tierra está compuesta por cuatro esferas concéntricas y también sugirió que el interior de la Tierra estaba poblado de vida e iluminado por una atmósfera luminosa. El astrónomo pensaba que la aurora boreal, o luces del norte, eran causadas por el escape de este gas a través de una fina corteza en los Polos. A principios del siglo 19, John Symmes, un veterano de la guerra de 1812, promovió ampliamente la idea de esferas interiores concéntricas que la supuesta abertura al mundo interno se denominó como “Hueco de Symmes”. Podemos citar a Julio Verne quien escribió “Viaje al centro de la Tierra”, en el año 1864 y Edgard Rice Burroughs, el creador de las “Aventuras marcianas y Tarzán”, también escribió novelas que eran basadas en la Tierra hueca. En el año de 1869, Cyrus Reed Teed, un herbolario y autoproclamado alquimista, tuvo una visión de una mujer que le habría dicho que nosotros vivimos en el interior de la Tierra hueca. Durante casi cuarenta años, Teed promovió esta idea en panfletos y discursos. Además fundó un culto llamado “Koreshans”, en el cual la palabra Koresh es el equivalente hebreo de Cyrus. En 1906, William Reed publicó “El fantasma de los Polos” en el cual él planteaba que nadie había encontrado los polos Norte y Sur, porque estos no existían. En su lugar, los polos eran entradas a la Tierra hueca. En 1913, Marshall Gardner publicó de una manera privada el “Viaje al interior de la Tierra”, en el cual rechazaba la posibilidad de esferas concéntricas pero juraba que dentro de la Tierra hueca había una sol de 600 millas de diámetro. Gardner, también alegaba que habían enormes agujeros de mil millas de ancho en los polos. En los años 40, Ray Palmer, Co-fundador de FATE, “Platillos Voladores de Otros Mundos”, se unió a Richard Shaver para crear el “Misterio Shaver”, una leyenda de un mundo de gente de la Tierra hueca y de una civilización avanzada. Shaver además decía que había vivido con la gente del interior de la Tierra. De acuerdo con Richard Toronto, el FBI culpó a Palmer y Shaver por alentar a la “Histeria de los platillos voladores” en el año 1947, convirtiéndolos así en los verdaderos padres fundadores de la moderna Ufología. El Almirante Byrd fue el comienzo de esta teoría. R Bernard dice que la única manera de comprender las declaraciones enigmáticas de Byrd es:

“Alejarse de la teoría oficial sobre la formación de la Tierra y de aceptar una nueva teoría, que mostraría que las extremidades Árticas y Antárticas no son convexas, por ejemplo como una Naranja, sino cóncavas, como una Manzana. Byrd entró simplemente en los huecos polares, que penetran al interior hueco de la Tierra, ahí donde existe un Clima Tropical y donde se desarrolla una vida vegetal animal y humana que nos es desconocida actualmente y que los gobiernos nos esconden, ya que ellos saben que de ahí salen ciertos OVNIS, probando que la civilización desarrollada por esa gente del interior de la Tierra supera grandemente nuestras capacidades tecnológicas y que no tenemos ningún interés a tratar de afrontarlos”.

En un artículo publicado el año 1959, por Ray Palmer, en la revista “Flying Sauces”, este habla sobre la “Teoría de la Tierra hueca” en el cual se destaca lo siguiente:

“Muchos lectores creen que los vuelos aéreos comerciales pasan continuamente encima del polo hacía el otro lado de nuestro planeta. Esto no es verdad, no es así, aunque los oficiales de las aerolíneas aseguran que sí pasan. ¿Por qué no es verdad?, porque ellos hacen maniobras de pilotaje que eliminan automáticamente todo vuelo en línea directa más allá del polo. Examinando los trayectos de vuelos sobre las regiones polares, nos damos cuenta que esos trayectos evitan siempre el polo o pasan a lado, pero no pasan sobre el jamás”.

A continuación se puede visualizar un mapa de una aerolínea Francesa en el cual se muestra que los vuelos pasan lejos del Polo Norte.
Es realmente extraño. En la actualidad se sabe que ninguna aerolínea ofrece un vuelo sobre el Polo Norte, se sabe además que todos los itinerarios pasan a lado de tal Polo. Una imagen tomada el 23 de Noviembre de 1968, por el satélite ESSA 7, fue publicada en Junio de 1970, por la revista “Flaying Sauces”, imagen en donde aparece el Polo Norte, pero que casualmente este esta tapado con un parche negro, posiblemente para ocultar la apertura. En la página web “las21tesisdetito”, se explica que el Polo norte fue tapado con tal parche, ya que si no estuviera tapado, la apertura aparecería totalmente blanca, a causa de la luz procedente del Sol interno del Planeta. En este sitio web hay un fragmento en el cual nos puede explicar el porque mucha gente no cree en este tipo de teorías.

“Nunca deja de sorprenderme que las cosas que nos enseñan como hecho se pueden probar más tarde que son falsas, pero algunos de nosotros permanecemos bloqueados dentro del pensamiento establecido. La mayoría de nosotros aceptamos como verdad lo que nos enseñan, porque todo el mundo lo cree. Si usted va contra la corriente principal, podría ser etiquetado a menudo con diversas palabras. Por ejemplo, si usted va contra el orden religioso establecido, entonces se le clasifica de pagano o apóstata; en el orden científico, un herético; si duda del orden político, entonces se le etiquetará probablemente como de la derecha radical neonazi o facista. Nuestra sociedad tiene una etiqueta para todo el que no es un conformista”.

Que palabras más ciertas las que se describe al humano de hoy en día, que ni siquiera cuestiona por un momento y da todo por hecho venga de donde venga, de esta manera el pensar en nuevas teorías o cosas que parecen insólitas no son aceptadas, pero algo es claro “No todos nos conformamos con ello”. La ciencia nos dice que existen dos puntos polares, el del Norte y Sur, que marcan exactamente donde las líneas de la longitud se cruzan. A pesar de todo se ha sabido que ninguna expedición ha logrado llegar a los puntos Norte y Sur. Estudiando muestras de perforación profunda se sabe que la Tierra es sólida a una cierta profundidad. También se sabe que aumenta su temperatura dentro de la Tierra cuanto más profundo se perfora, por lo menos hasta el punto que se ha explorado, por lo cual se asume que la Tierra es sólida en dirección al núcleo. Cate Malone es el autor del libro “La Tierra Hueca”, dice que los astrónomos y físicos creen que los gases se condensan gradualmente en un espiral que da vueltas, hasta que la fuerza de gravedad (otro fenómeno inexplicado), tira de ellos en forma sólida. Sin embargo hay otras posibilidades. Un estudio simple de la fuerza centrífuga podría diseñar una Tierra completamente nueva. La ciencia acepta el hecho de que la Tierra da vueltas sobre su eje como un trompo (o como les dicen en otros lados una peonza), Cate Malone afirma en su artículo:

“La fuerza centrífuga hace que la Tierra se achate levemente en el ecuador y se aplane en los Polos”.

Para visualizar cómo podría parecer la formación de un planeta, se debe pensar en una lavadora automática en el ciclo de centrifugado. La ropa (gases, líquidos y partículas) se lanzan hacia fuera, contra los lados de la máquina (gravedad). . La porción del centro permanece despejada. El hueco del centro esta firme, del mismo modo que la Tierra nunca ha dejado de dar vueltas, así esta lavadora nunca sale de su ciclo de centrifugado. Si una máquina continúa dando vueltas, ¿el agua y la ropa comienzan a agruparse en el centro o girarían sin fin alrededor del centro hueco?. Las leyendas de seres procedentes del interior de la Tierra están todavía en el folclore de muchas naciones como las que hablan de extensas tierras paradisíacas al norte, encontradas a través del folclore de Escandinavia, de los cuentos populares rusos y de las leyendas de esquimales que reconocen la existencia de duendes, troles gigantes y gnomos, el cual hace que la teoría de la Tierra hueca no sea nueva. En 1909, los guías esquimales del Almirante Peary creían que estaban en una expedición para encontrar a la “gran gente” del norte, de la cual ellos eran descendientes. Los registros de los primeros exploradores del Ártico y de la Antártida están llenos de anomalías. Los exploradores del Ártico del siglo XIX se referían a un gran mar de agua dulce y a temperaturas cálidas en el norte, más allá de lo que ellos exploraron.  También informaron que habían nubes de polvo, grandes áreas de nieve manchadas con polen, pájaros y animales que emigraban al norte para el invierno, vegetación y mamíferos, tales como el Mamut supuestamente extinguido encontrado congelado en los Icebergs. Además los propios Icebergs son anormales cuando están hecho de agua dulce y vienen de una tierra en donde ocurren menos de cinco centímetros de precipitación y muy poca nieve cae cada año. Cabe destacar que los descubrimientos del Doctor Frederick Cook y del Almirante Peary en 1908 y 1909, fueron igualmente poco convincentes. Ni siquiera se pudo probar que cualquier hombre alcanzó el Polo Norte. Como el Dr. Raymond Bemard precisa en su libro “La Tierra Hueca”, tal descubrimiento es verdaderamente imposible.

“Es bien conocido que los polos magnéticos del Norte y del Sur no coinciden con los Polos geográficos como deberían… Si la Tierra fuera una esfera sólida con dos polos en el extremo de su eje, al ser un imán, sus polos magnéticos coincidirían con sus polos geográficos. El hecho de que no lo hagan es inexplicable en base a la teoría de que es una esfera “Sólida”. La explicación llega a estar clara cuando asumimos la existencia de aberturas polares, con los polos magnéticos a lo largo del borde circular de estas aberturas, en lugar de un punto fijo”.

Según Bemard la razón por la cual nadie a podido encontrar los Polos del Norte o del Sur es simple:

“Los polos magnéticos y geográficos no coinciden… Porque mientras que un polo magnético se halla a lo largo del borde de la abertura polar, los polos geográficos se hallan en su centro, en medio del aire y no en tierra sólida”.

La mejor crónica moderna sobre la exploración y penetración en tierras más allá de los polos magnéticos la hizo Byrd. Al igual que ocurrió con todas las exploraciones anteriores, la de Byrd fue envuelta en el misterio igualmente. Esta crónica comienza con los contactos por radio durante su vuelo de 1947 más allá del norte magnético y sobre el Polo Norte, la larga marca después del mítico punto de tierra en la cima del mundo. Durante la exploración de la Antártida el 13 de Enero de 1956 diversos avisos de radio indicaban:

“El 13 de Enero miembros de la expedición de EE.UU. lograron un vuelo de 2.700 millas (4.320 kilómetros) desde la base de Mcmundo Sound, que está a 400 millas (640 Km) al Oeste del Polo Sur y penetraron una tierra existente de 2.300 millas (3680 Km) más allá del Polo”.

Se cita un comentario hecho por Byrd en el año 1956, el cual es:

“La actual expedición abrió una nueva tierra extensa”.

Destaco que el Almirante Richard E. Byrd, fue el más grande explorador conocido y quien tuvo la primera experiencia sobre la Tierra hueca. La historia de este Almirante y como se desarrollo todo esto, se conocerá más adelante.

Los demás Planetas también son huecos

La NASA no solo se encarga de falsificar las imágenes de la Tierra tomadas por los satélites artificiales para ocultar las dos aperturas polares, sino que además también falsifica las fotografías de los planetas del sistema solar, para ocultar que todos ellos también son huecos, con aperturas polares y con un sol interno. La imagen de arriba corresponde a Júpiter y fue tomada por la nave espacial Cassini de la NASA en el año 2000. La foto corresponde al Polo Sur de Júpiter. La nave espacial se acercó a Júpiter durante su vuelo alrededor del Planeta. Cassini estaba en camino hacia Saturno. La imagen es la más completa y detallada que existe del Planeta. A continuación podrán observar mucho más de cerca el Polo Sur de Júpiter, en el cual se puede ver que ha sido tapado con un parche redondo, para tapar el Sol interno del Planeta. A pesar del parche se pueden apreciar los rayos solares de dicho Sol interno. Se debe apreciar en los bordes del parche. Claramente el parche no ha cumplido muy bien su función que es tapar dicha zona y es que el simple hecho de colocar un parche gris completo sin relieves u otro tipo de deformación, por así decirlo hace evidente que se podría estar ocultando algo.

La evidencia de Saturno y su Planetoide Titán

Saturno también muestra la evidencia de que esta teoría puede ser mayormente cierta. A continuación pueden ver una imagen falsa de compuestos de colores de Saturno que es construido a partir de datos recogidos en las longitudes de onda cercanas a infrarrojo de la luz. El azul se utiliza para indicar que la luz del sol es reflejada en una longitud de onda de 2 micrones, el color verde es para indicar la luz solar reflejada a 3 micrones y el rojo para indicar emisiones térmicas a 5 micrones. Esta imagen ha sido sacada de la página “bibliotecapleyades” . La emisión de calor desde el interior de Saturno sólo se ve a la longitud de onda de 5 micrones en los datos del espectrómetro y así aparece en rojo. Las manchas oscuras y las características de bandas en la imagen son nubes y pequeñas tormentas que delinean los sistemas meteorológicos más profundos y los patrones de circulación del planeta. Están iluminados desde abajo por la emisión térmica de Saturno y por lo tanto aparecen en la silueta. Se pueden dar cuenta que el Polo Sur de Saturno es casi en su totalidad de color rojo, lo que indica que cualquier cantidad de calor que aparece en los polos es estrictamente emisión terminal del planeta, no reflejos del Sol. La siguiente fotografía infrarroja fue tomada a Saturno en la cual muestra un punto brillante en el Polo extremo Sur. Acá se puede ver que todo el Calor polar es generado por el propio Planeta y no es un reflejo de emisiones solares. En la siguiente imagen se puede estar seguro que el punto caliente polar es generado por el dínamo interno del Sol eléctrico interior de Saturno y no está de ninguna manera conectado con el viento de iones solares del centro de nuestro Sistema Solar. Unas imágenes increíbles que no se pueden ver en diarios, planetarios, en la televisión, etc. Este tipo de imágenes las encuentras en Internet a través de la misma página de la NASA. Esto no termina aquí ya que también hay información sobre una de las Lunas de Saturno, Titán. Titán es la Luna más grande de Saturno, con 5,150 Km de diámetro es 50% más grande que la Luna de la Tierra. Con alrededor de 40% del diámetro de la Tierra, Titán no merece ser llamada una Luna, este merece el nombre de Planetoide. Este Planetoide sigue desconcertando a los científicos y astrofísicos ya que la mayor parte de su humedad y nubes están reunidas en sus latitudes Norte y Sur. En la siguiente imagen se supone que el punto que se puede visualizar es producto de un flash o de un destello del Sol, reflejado en el Norte del Lago Kraken de Titán . Si lo del flash o reflejo fuese correcto, los científicos no estarían tan desconcertados por la persistencia de este punto caliente que aparece precisamente en el mismo lugar que el supuesto flash o reflejo. Esto causa un gran misterio ya que en cada fotografía tomada , incluso separadas por días e incluso meses sigue persistiendo. Además esto no es todo, también se puede observar una depresión que es mostrada por la sombra del Planetoide en el Polo. En la primavera de Titán se pueden ver la formación de nubes de aspecto muy llamativas que podrían ser enviadas desde las aberturas polares Norte y Sur. Esta imagen fue tomada por el satélite Cassini. Si se une esto con la gruesa capa de humedad vista flotar directamente sobre el Polo, se puede tener una sólida evidencia de un Planetoide hueco con su fuente de iluminación de luz eléctrica interior calentando sus regiones polares. Si creían que esto era todo por parte de Saturno, están equivocados. Una vez más podemos ver un clásico ejemplo de la insuficiencia de la teoría científica convencional en la explicación de un fenómeno natural como el ciclón permanente en el Polo Sur de Saturno. El ciclón polar es de dos tercios el tamaño del Planeta Tierra, y se mantiene permanentemente fijo en el Polo Sur de Saturno durante todo el año. El mecanismo que mantiene este ciclón firmemente anclado en un punto ha desconcertado a los científicos una vez más, los que están luchando para llegar a una conclusión. La existencia del ciclón fácilmente podría explicarse si los científicos fueran capaces de abrir sus mentes a la posibilidad de que Saturno y Júpiter son gigantes no del todo “gaseosos”, sino que compuestos por una corteza sólida con aberturas en cada uno de sus Polos. A continuación la imagen del ciclón.

“Imagen sacada de la página web “bibliotecapleyades.net“.

Ahora es el turno de Venus

Durante bastante tiempo se pensó que el Polo Sur de Venus era un doble vórtice, pero cuando la ESA (Agencia Espacial Europea) tomó imágenes de la misteriosa región polar pudieron observar algo más parecido a los ciclones del Polo Sur de Saturno. Las imágenes capturadas son las siguientes: La tormenta arremolinada sobre el Polo Sur revela la existencia de un accidente geográfico o depresión polar y, muy probablemente, una entrada al mundo interior del Planeta. Las evidencias son realmente increíbles y en ciertas ocasiones difíciles de comprender en un principio, pero todo va teniendo un cierto grado de sentido.

CASPER – Cohete de Plasma Acelerado de Hendidura

Los científicos hace muy poco descubrieron que la mayor parte del plasma o iones que están inyectados en la magnetosfera de la Tierra provienen en realidad de las fuentes de las hendiduras polares de iones de la Tierra y no del Sol. De hecho la magnetosfera de la Tierra es azotada por vientos de iones solares, pero lo que causa las auroras son en realidad originadas por iones de la Tierra, ¿increíble no?. Los científicos están desconcertados y tratan de llegar rápidamente a una explicación de cómo los iones pueden ser lo suficientemente acelerados como para dejar la atmósfera de la Tierra y literalmente alcanzar distancias tan lejanas como la de la órbita de la Luna. Los anillos de auroras alrededor de los polos son en realidad los iones de las fuentes de hendiduras polares regresando a colisionar con las partículas de la ionosfera de la Tierra después de un viaje parabólico a través del espacio. Los colores desplegados de las auroras están intrínsecamente vinculados a los tipos de iones que vuelven a nuestra atmósfera (hidrógeno, oxígeno, helio y nitrógeno). El Cohete de Plasma Acelerado de Hendidura (CASPER) viajará directamente hacía la fuente de iones polares de la hendidura del polo norte para tratar de discernir su fuente o mecanismo de aceleración de iones. No debería ser una sorpresa que los iones que integran las fuentes hendidas sean exactamente lo que se espera de los iones de la atmósfera de nuestro planeta interior, junto con los iones energizados del Sol interno eléctrico. Las fuentes de iones de las hendiduras polares (CIF) y auroras son posiblemente la evidencia más convincente que se tiene a la fecha en apoyo a la teoría de la Tierra Hueca.

“Fuente de plasma- Esta figura representa el oxígeno, el helio, y los iones de hidrógeno que brotan hacia el espacio desde las regiones cerca de los polos de la Tierra. El gas tenue amarillo que se ve sobre el Polo Norte representa gas perdido desde la Tierra hacia el espacio; el gas verde es la aurora boreal, o energía de plasma vertiéndose a la atmósfera.
Fuente: NASA

Vídeo de la NASA muestra la Abertura Polar Sur

En Internet hay un vídeo de la sonda IMAGE de la NASA, el que muestra la abertura del Polo Sur de la Tierra hueca la Aurora Australis fluye de este punto central. El vídeo lo pueden ver a continuación. Si ven el vídeo detalladamente, se pueden dar cuenta que la aurora sale de la propia abertura polar, sin duda una evidencia espectacular que quizás haya cambiado tu pensamiento si no creías en esta teoría.

Seres intraterrestres podrían vivir dentro de la Tierra

Obviamente si creemos en esta teoría de la Tierra Hueca, cosa que deberíamos a comenzar a re-plantearnos por tanta evidencia expuesta, deberíamos también preguntarnos ¿qué podría haber ahí dentro?. Todas las teorías apoyan la existencia de una civilización mucho más avanzada que nosotros, la que además vive en armonía, además de que dentro se podrían encontrar animales ya extintos, entre vegetación y otras más. Los seres intraterrestres, en teoría, serían seres evolucionados viviendo en el interior del Planeta Tierra. Mucha gente cree que existen estos seres, por las evidencias obtenidas en cuevas subterráneas, donde se encontraron huesos de diferentes animales. Científicamente no esta comprobada la existencia de estos seres – y debemos dudar de que se compruebe por estos-, pero las máximas perforaciones en la Tierra equivalen a tan solo el 0,1% del diámetro terrestre. Tanto en la cultura Oriental como en las antiguas culturas mesoamericanas (como los Mayas, Aztecas e Incas), se cree que algunos de sus cultos, ritos y monumentos podrían responder a la creencia en un ser intraterrestre, que regiría los destinos tanto del subsuelo como la de la superficie: el Rey del Mundo. El mito de Shambhala y Agartha, proclaman desde los inicios del movimiento teosofista, la existencia de un hipotético “Rey del Mundo”, que según las creencias esotéricas, controlaría nuestro planeta desde hace siglo desde una civilización subterránea avanzada cercana al Himalaya. También hay autores que han propuesto que los habitantes del interior de la Tierra podrían tener su origen en supuestos supervivientes de continentes desaparecidos del Atlántico y del Pacífico, como la conocida Atlántida, Lemuria, etc; siendo una civilización actualmente mucho más desarrollada que la nuestra. Se dice que ellos se comunicarían con la superficie o incluso con seres de otros mundos mediante puertas oceánicas como el triángulo de las Bermudas u otros lugares, como cimas de montañas o lugar que poseen poder. Por otra parte existe otra teoría que ponen a estos seres intraterrestres como seres originalmente venidos de otros mundos, osea extraterrestres, los cuales estarían mucho antes de la aparición del ser humano, y que habrían escogido estos túneles subterráneos como lugares para vivir. Es por ello que hay quienes indican que también deberían ser estudiados por la Ufología. Un ejemplo de ello sería la conocida Ciudad Erks, la que se dice podría estar en el Cerro Uritorco, en la provincia de Córdoba, Argentina.

La biblia y la teoría de seres intraterrestres

Aunque suene un poco difícil de creer, en la biblia también se hace mención a estos seres que estarían viviendo debajo de la Tierra, con pasajes como:

“Para que en el nombre de Jesús se doble toda rodilla de los que están en los cielos, y en la tierra, y debajo de la tierra” “Y toda lengua confiese que Jesús, el Cristo, es el Señor, para gloria de Dios Padre”. Filipenses 2: 10-11

En estas palabras hechas por el apóstol Pablo, se puede relacionar de inmediato con seres provenientes de los cielos como los extraterrestres, con los seres humanos y con los seres de debajo de la Tierra, osea los intraterrestres. Además existe otro pasaje bíblico relacionado con estos seres:

“Y ninguno, ni en el cielo ni en la tierra ni debajo de la tierra, podía abrir el libro, ni aun mirarlo” Apocalipsis 5:3 “Y a todo lo creado que está en el cielo, y sobre la tierra, y debajo de la tierra” Apocalipsis 5:13

Estos pasajes ratifica que hay seres en el cielo, en la tierra y por debajo de ella que glorifican a Dios y a Cristo. La mención sobre los seres que viven debajo de la tierra no se debe considerar como si se refiriese a los muertos, ya que en la Biblia, los muertos no están vivos en ningún lugar. Claro que esto se podría tomar de diferentes maneras. Sin duda el tema sobre seres intraterrestres o extraterrestres es uno muy interesante que vale la pena revisar en un artículo a parte.

Científicos – Los detractores

Científicos y estudiosos en el tema argumentan que los túneles o cavidades son imposibles en el subsuelo profundo, por las mismas razones mecánicas que hacen difícil construir submarinos aptos para sumergirse a 3.000 ó 4.000 metros bajo el mar. La densidad de las rocas es de 2 a 4 veces superior a la del agua y a sólo 2 km de profundidad la presión ascenderá a 500 o más atmósferas. A esa misma profundidad, dado el fuerte gradiente geotérmico superficial, la temperatura seria unos 60º C mayor que en la superficie. A 20 km de profundidad esos valores habrían que multiplicarlos por 10. El subsuelo es explorado por técnicas semejantes a las empleadas en la ecografía médica y tales cavidades no existen; lo cual junto a los datos obtenidos de las perforaciones de la corteza terrestre hacen que la ciencia no apoye la creencia de la existencia de civilizaciones intraterrestres.

Los Iceberg y las emigraciones – Su relación con la teoría

En el interior de los icebergs, el mamut y otros animales tropicales inmensos, supuestamente de origen prehistórico, porque nunca fueron vistos en la faz de la Tierra, fueron hallados en perfecto estado de conservación. Algunos tenían vegetación verde en las bocas y los estómagos en el momento de ser congelados en forma repentina. La explicación acostumbrada es que estos animales prehistóricos vivían en la región Ártica cuando ésta tenía clima tropical. La llegada del período glaciar convirtió el Ártico de una zona tropical  a una helada y congeló estos animales antes de que tuvieran tiempo de huir al Sur. La existencia de los grandes depósitos de marfil encontrados en Siberia y en las islas del norte, se explican de la misma manera. Sin embargo, Gardner sostiene una teoría totalmente diferente, que encuentra apoyo en las observaciones de Byrd, quien descubrió una criatura gigante similar a un Mamut en la tierra más allá del Polo, proveniente del interior de la Tierra. Dice que pueden ser llevados por los ríos a la superficie y congelarse dentro del hielo formado cuando al llegar a la superficie esos mismos ríos forma glaciares e icebergs. En Siberia, a lo largo del río Lena, se encuentran, expuestos en la tierra y enterrados, los huesos y colmillos de millones de Mamuts y mastodontes. El consenso de la opinión científica es que estos son remanentes prehistóricos y que el Mamut existió hace más o menos 20.000 años y desapareció en la catástrofe desconocida que llamamos el último período glaciar. Schumachoff, un pescador que vivía en Tongoose, Sineria, fue el primero que descubrió un Mamut entero congelado en un bloque de hielo transparente en 1799. Cortó el hielo para liberarlo, le quitó los colmillos inmensos y dejó el cadáver de carne fresca para que lo devoraran los lobos. Más adelante, se envió una expedición para examinarlo y, en la actualidad, se puede ver el esqueleto en el Museo de la historia natural de Leningrado. Los exploradores polares no sólo mencionan la fauna (animales), sino también la flora (vegetación) en el extremo norte. Lo que más destaca de todo esto es que muchos animales, como el toro almizcleño, emigra hacia el norte en el invierno. Esto resulta lógico sólo si hay un clima más cálido allí. En reiteradas oportunidades, los exploradores Árticos observaron Osos que van hacia el Norte a un área donde no habría alimentos para ellos si no estuviera la abertura polar que conduce a una región más cálida. También se hallaron Zorros del paralelo 80 hacia el Norte; era evidente que estaban bien alimentados. Sin excepción alguna, estos exploradores concuerdan en que, aunque resulte extraño, cuanto más al Norte se vaya, pasada determinada latitud, más cálido es el Clima, Invariablemente, un viento Norte trae mayor temperatura. Se hallaron árboles coníferos flotando en la orilla, provenientes del norte lejano. También aparecen mariposas, abejas e incluso mosquitos, que no se encuentran hasta llegar a cientos de kilómetros al sur, en áreas climáticas de Canadá y Alaska, propicias para la vida de los insectos.
Por si no fuera poco, se encontraron variedades desconocidas de flores en el norte extremo. Se han visto aves parecidas a la agachadiza, pero diferentes a cualquier ave conocida, que vienen del norte y luego vuelven allí. Los conejos son abundantes; no crece vegetación, pero se encuentra materia vegetal flotando en los restos de las aguas abiertas del norte. En Nueva Zelanda y el sur de América del Sur, se encuentra fauna y flora similares, que no pueden haber emigrado de uno de estos lugares al otro. La única explicación es que provienen de una tierra madre común: el continente Antártico. Sin embargo, ¿cómo pudieron venir de un desierto congelado, donde sólo sobreviven los pinguinos. Palmer concluye en:

“Sólo la tierra misteriosa del Almirante Byrd puede explicar estos hechos y migraciones”

Otro escritor estadounidense, Theodore Fitch, quien escribe sobre el tema de la Tierra hueca, cuando se refiere a una de las barreras de hielo que hay que cruzar antes de poder entrar en las aberturas polares, pregunta:

“¿Por qué no podemos volar sobre estas gigantescas barreras o hacer caminos y pasarlas por encima hasta llegar al interior de la Tierra?”.

Él no encuentra razón que lo impida, aunque, al igual que tantos otros estadounidenses, ignoraban que el Almirante Byrd había sobrevolado estas barreras y entra a la Tierra Hueca unos años antes. Fitch cree que una vez que estos hechos sean de conocimiento público, todas las grandes naciones intentarán establecer una soberanía sobre este nuevo mundo, cuya área es mayor a la superficie terrestre y que no estará sujeta a la precipitación radioactiva, que envenene los alimentos y las tierras. Mundo de alcance más fácil que la Luna y de mayor importancia para nosotros, ya que ofrece las condiciones ideales para la vida humana, con mejor clima que el de la superficie. Fitch lo llama una “Tierra de Paraíso” y cree que es la verdadera ubicación geográfica del paraíso, una tierra maravillosa mencionada en todas las escrituras religiosas de todos los pueblos. Pareciera que los Rusos están haciendo lo mismo que sugiere Fitch al enviar flotas de rompehielos, algunos con poder atómico, a explorar el norte lejano. El próximo paso debería consistir en repetir el vuelo que hice el Almirante Byrd a través de la abertura Polar hasta la tierra más allá del Polo.

Libro – El fantasma de los Polos

En 1906 apareció el primer libro con pruebas científicas de que las concepciones geográficas antiguas sobre la estructura terrestre eran falsas, y que la Tierra era hueca con aberturas en los Polos, en vez de una esfera sólida como decía la creencia común. Si hubiera sido un libro creado por la imaginación del autor, tal vez se habría rotulado como trabajo de ciencia ficción, pero el libro se basa en bibliografía extensa sobre los informes de exploradores árticos. En este caso se debe tomar con una total seriedad. El autor fue William Reed y se publicó en Nueva York, el título era “The Phantom of the Poles”, y sostenía que los Polos nunca fueron descubiertos, porque no existen. Afirma que, donde se supone que están los Polos Norte y Sur hay inmensas aberturas polares, en cuyos centros se encuentran los Polos. Por eso ningún explorador puede llegar allí. Reed escribió el libro catorce años antes que Marshall Gardner, quien sostiene que no sólo la Tierra es hueca sino que tiene un sol central. Lamentablemente Reed no concluyó este sol en su teoría, sino que creía que la temperatura más alta en la región de los Polos se debía a los volcanes en actividad de las entradas polares, que originan el polvo que notaron los exploradores. En la página 282, dice: “La Tierra es hueca o no. ¿Qué pruebas tenemos de que no lo sea?. Ninguna positiva y circunstancial. Todo lo contrario: todo apunta a que lo es. Si así fuera, y si hay volcanes en actividad en el interior, ¿no veríamos grandes luces reflejadas en los icebergs y nubes, al igual que otros grandes fuegos reflejan luz?. ¿No veríamos grandes nubes humo y polvo, al igual que ocurre en las cercanías de otros volcanes?. Todo esto es lo que los exploradores vieron: nubes oscuras y bajas que suben desde el océano o en los bordes del hielo. Nansen -un explorador del Ártico- dijo: “¡Volvamos a casa!. ¿Qué hay aquí para que no quedemos? ¡Sólo polvo, polvo y polvo”!. ¿De dónde pudo venir tanto polvo -tanto que era una de las grandes molestias en el corazón del Océano Ártico- si no de un volcán en explosión (en la abertura polar)?. Si la Tierra es hueca, ¿no habría más calor en el invierno y sería más fresco en el verano (cuando entramos en las aberturas polares)?. Los exploradores árticos dicen que el viento del Norte aumenta su temperatura en invierno; el viento del Sur la disminuye. Esto es exactamente lo que ocurriría si los vientos provinieran del interior de la Tierra. Una vez más, si la Tierra es hueca, no podría ser redonda, ya que la abertura quitaría de su redondez en proporción al tamaño de la abertura. En la actualidad, todos concuerdan en que la Tierra se achata en los Polos. También es de temperatura más cálida a medida que se avanza más hacía el norte o el sur. ¿Por qué?. Sólo existe una respuesta: que la tierra es hueca, y que el interior es más cálido que el exterior. A medida que el viente sale en el invierno, calienta la atmósfera. Si la Tierra es sólida, ni la ciencia ni la razón pueden proporcionar una teoría racional de que por qué hace más calor a medida que se avanza hacía el norte. Todas las teorías conocidas están en contra de esta conclusión. La teoría de que la Tierra es hueca, ofrece respuestas a preguntas que antes dejaban perplejo, satisface la mente, y el triunfo de razonamientos sensatos produce una sensación de place que nunca se olvida…”.

Extraño comportamiento de las brújulas

Todos los exploradores que llegaron muy al norte lo notaron. La extraña conducta de la brújula es exactamente lo que tendría que observarse en el caso de ser hueca la tierra y que ellos hubieran entrado por la abertura Polar. En su libro, Reed muestra el dibujo del corte transversal de la abertura polar con barcos que salen y entran por ella. Al ingresar el barco, la aguja de la brújula toma la posición vertical en lugar de horizontal como se ve en la superficie. Esto se debería a que entraron por la abertura polar. Y es precisamente lo que notaron los exploradores del norte lejano: a medida que se acercan al polo. La aguja de la brújula se agita, y al acercase cada vez más, toma una posición vertical, lo que indica que se ha ingresado por la abertura polar, como en el caso de Nansen y otros.

Más información

Una de las principales pruebas de que la Tierra es hueca es que el clima es más cálido cerca de los Polos. Si los testimonios de aquellos que llegaron más lejos hacia los supuestos Polos muestran que el clima es más cálido, la vegetación tiene más vida, y que la fauna es más abundante en el norte, entonces se tiene evidencia suficiente para sostener que el calor proviene del interior de la Tierra, ya que parece el único lugar posible. Análisis de la nieve demuestran que los colores verde, amarillo y colorado contienen una materia vegetal, supuestamente una flor o el polen de una planta. Siendo así, nos deberíamos hacer la pregunta, ¿de dónde viene?. Una flor que produce suficiente polen para impregnar el aire con tal densidad que colorea la nieve, requeriría un vasto territorio para su cultivo. ¿Dónde se encuentra entonces este territorio?. Tiene que estar cerca del Polo Norte; de crecer en otro sitio, habría nieve de colores en otros lugares, no sólo en la región Ártica. Ya que no hay una planta conocida de esas características en la superficie terrestre, se debería buscar entonces en otra parte. El interior de la Tierra es la única que puede ofrecer una respuesta a semejante pregunta. Pues que los colores caen en distintas estaciones, suponemos que diferentes flores maduran en esas estaciones. También es fácil averiguar de dónde viene la nieve negra, mencionada con tanta frecuencia por los exploradores; de un volcán en actividad, del tipo que cubrió de polvo el barco de Nansen. Todas las interrogantes tendrían su respuesta si se aceptara la teoría de que la Tierra es hueca, ya que resulta imposible la explicación de esto con otras teorías. Dado que los icebergs son de agua dulce, no salada como la del Océano, estos no pueden ser formados en el Océano Ártico, sino en una masa de agua dulce. Sin embargo, no existe tal masa en la región polar. La teoría de Reed es que se forman de los ríos que provienen del interior de la tierra y que fluyen a la superficie por la abertura polar. Cuando llegan al frío exterior, se congelan. Más agua pasa por encima de la parte ya congelada y también se congela, hasta formar montañas de hielo. Reed dice lo siguiente:

“Es imposible que un icebergs se forme en alguno de los sitios ya descubiertos. Por otra parte, puesto que el interior de la tierra es más cálido, se adecua a la perfección para la información de icebergs. La desembocadura se congela primero, el río sigue fluyendo hacia el océano, sobrepasa la desembocadura y se congela durante meses hasta la primavera. A medida que se instala el tiempo cálido del verano, y debido a la temperatura más elevada de la Tierra, los hielos se descongelan y se quiebran, formando témpanos. El agua de las lluvias del interior los arrastra hacia el océano. De esa manera, provocan las oleadas. Tenemos en cuenta la diferencia: en el exterior de la Tierra se congela todo el largo de un arroyo, y cuanto más adentro del continente, mayor es el congelamiento; en el interior de la Tierra, en la abertura, sólo la desembocadura de la corriente de agua se congela, no sólo hay agua suficiente para formar icebergs, sino también para empujarlos hacia el océano. En los últimos trescientos años, una corriente constante de exploradores han tratado de llegar a los dos polos, pero nadie ha podido ver cómo un iceberg dejaba su ubicación original y era arrojado al océano”.

Acá poseen un gran material de información y esto podría seguir y seguir afirmando la teoría de la Tierra hueca cada vez más, todo indica que esta teoría no esta alejada de la ficción en lo absoluto. Muchos se ha especulado sobre esta teoría, en Internet hay una cantidad enorme más de información que ustedes mismos puedes realizar si lo estiman conveniente.

El almirante Richard E. Byrd – La expedición donde todo comienza

El Almirante Richard E. Byrd nació en el estado de Virginia en los EE.UU en el año de 1888. Se destaca además, porque toda su vida la pasó entre el aire y los hielos. Experto aviador, Byrd fue pionero en desarrollar la técnica de los amerizajes nocturnos sin referencias visuales de tierra, así como los instrumentos de navegación necesarios para el vuelo sobre el mar. En 1926 junto a Floyd Bennet y a bordo del avión Fokker tri-motor, Josephine Ford, alcanzó el Polo Norte. En 1927, a travesó el Atlántico sin escalas llegando a Francia. En 1929, a bordo del avión Ford tri-motor Floyd Bennet, Byrd sobrevoló el Polo Sur. Durante el resto de su vida, Byrd, realizó cinco expediciones a la Antártida, en ellas se exploraron cientos de miles de kilómetros cuadrados. Personificó la imagen de la era mecánica de las exploraciones Antárticas. Nadie en la historia ha contribuido más a los descubrimientos geográficos de la Antártida como Richard Byrd, quien murió en el año de 1957. La crónica comienza con los contactos por radio durante su vuelo de 1947 más allá del norte magnético y sobre el Polo Norte, la larga marca después del mítico punto de tierra en la cima del mundo. Durante la exploración de la Antártica el 13 de enero de 1956 diversos avisos de radio indicaban:

“El 13 de enero miembros de la expedición de EE.UU. lograron un vuelo de 2.700 millas (4.320 kilómetros) desde la base de Mcmundo Sound, que está a 400 millas (640 kilómetros) al oeste del Polo Sur, y penetraron una tierra existente de 2.300 millas (3.680 kilómetros) más allá del Polo.”

El 13 de marzo de 1956 se cita al Almirante Byrd, diciendo:

“La actual expedición abrió una nueva tierra extensa”.

Mucha gente recuerda todavía las declaraciones en la prensa después de las expediciones de Byrd. Anunciado como el explorador más grande del mundo, la mención de Byrd de nuevas tierras creó un gran interés. Lamentablemente estas declaraciones se fueron desvaneciendo rápidamente. Los comentaristas de radio no hablaron más de su descubrimiento, los noticiarios ya no mostraron imágenes de la expedición del Almirante, así que el asunto desapareció pronto del ojo público. Esto podría haber sido, porque el Almirante habría encontrado una tierra nueva que podría influenciar igual una lógica y diferente comprensión física de la creación de nuestro planeta. En el diario secreto del Almirante se pueden encontrar varios escritos importantes, los cuales pueden leer a continuación.

“Debo escribir este diario a escondidas y en absoluto secreto. Se refiere a mi vuelo Ártico del 19 de febrero del año 1947. Vendrá un tiempo en el que la racionalidad de los hombres deberá disolverse en la nada y entonces se deberá aceptar la inevitabilidad de la verdad. To no tengo la libertad de divulgar la documentación que sigue, quizás nunca verá la luz, pero debo, de cualquier forma, hacer mi deber y relatarla aquí con la esperanza de que un día todos puedan leerla, en un mundo en el que el egoísmo y la avidez de ciertos hombres ya no podrán suprimir la verdad”. “29 minutos de vuelo transcurridos desde el primer avistamiento de los montes, no se trata de una alucinación. Es una pequeña cadena de montañas que nunca habíamos visto antes”. “Además de las montañas hay algo que parece ser un valle con un pequeño río o riachuelo que discurre hacía la parte central. ¡No debería haber ningún valle verde aquí abajo!. ¡Hay algo decididamente extraño y anormal aquí!. ¡Deberíamos sobrevolar sólo hielo y nueve!. A la izquierda hay grandes bosques en las laderas de los montes. Nuestros instrumentos de navegación todavía giran como enloquecidos”. “Altero la altitud a 1400 pues y efectúo un giro completo a izquierda para examinar mejor el valle que está debajo. Es verde con musgo e hierba muy tupida. La luz aquí parece diferente. No soy capaz de ver el Sol. Damos otro giro a la izquierda y avistamos algo que parece ser algún tipo de gran animal. ¡Se parece a un elefante! ¡¡¡No!!!. ¡Parece ser un mamut!. ¡Es increíble! ¡Sin embargo es así!. Descendemos a cota 1000 pies y uso un prismático para examinar mejor al animal. Está confirmado, se trata de un animal semejante al mamut”. “Encontramos otras colinas verdes. El indicador de la temperatura exterior marca 24º centígrados. Ahora seguimos sobre nuestra ruta. Los instrumentos de abordo, ahora parecen normales. Quedo perplejo ante sus reacciones. Intento contactar el campo base. La radio no funciona”. “El paisaje circundante parece nivelado y normal. Delante de nosotros avistamos aquello que parece ser ¡¡¡una ciudad!!!. ¡Es imposible!. El avión parece ligero y extrañamente flotante. ¡Los controles se niegan a responder!. ¡Dios mio!. A nuestra derecha y a nuestra izquierda hay aparatos de extraño tipo. Se aproximan y algo irradia de ellos. Ahora están bastante cerca para ver sus insignias. Es un símbolo extraño. ¿Dónde estamos?. ¿Qué ha sucedido?. Otra vez tiro decididamente de los mandos. ¡¡¡No responden!!!. Estamos atrapados firmemente por una especie invisible de cepo de acero”. “¡Nuestra radio grazna y llega una voz que habla en inglés con acento que parece decididamente nórdico o alemán!. El mensaje es: – Bienvenido a nuestro territorio, Almirante. Os haremos aterrizar exactamente dentro de siete minutos. Relajaros, Almirante, estáis en buenas manos-. Me doy cuenta de que los motores de nuestro avión están apagados. El aparato está bajo un extraño control y ahora vira sólo”. “Algunos hombres se están aproximando, a pie, al avión. Son altos y tienen el pelo rubio. A lo lejos hay una gran ciudad destellante, vibrante con los colores del arco iris. No sé lo que sucederá ahora, pero no veo trazas de armas sobre los que se aproximan. Ahora oigo una voz que me ordena, llamándome por mi nombre, de abrir la puerta. Ejecuto”.

Estos apuntes fueron sacados del “Diario de abordo”, del Almirante, ahora pueden seguir leyendo lo que sucede.

“De este punto en adelante escribo los acontecimientos que sigue, volviéndolos a llamar a la memoria. Esto asienta la imaginación y parecía una locura sino hubiese acaecido verdaderamente. El técnico y yo fuimos sacados del avión y acogidos cordialmente. Luego fuimos embarcados sobre un pequeño medio de transporte semejante a una plataforma pero sin ruedas. Nos condujo a la ciudad destellante con extrema celeridad. Mientras nos aproximábamos, la ciudad parecía hecha de cristal. Alcanzamos en poco tiempo un gran edificio, de un estilo que nunca, antes, había visto. ¡Parecía haber salido de los diseños de Frank Lloyd Wright, o quizás precisamente de una escena de Buck Rogers!… … Uno de los seres hizo una señal de pararnos antes una gran puerta. Encima de esta había inscripción que yo no estaba en grado de leer. La gran puerta se deslizó sin ruido y fui invitado a entrar. Uno de los anfitriones dijo: -No tenga miedo, Almirante, vais a tener un coloquio con el Maestro. – Entré y mis ojos se adecuaron lentamente a la maravillosa coloración que parecía llenar completamente la estancia… …Vi un hombre de facciones delicadas y con las señales de la edad sobre su rostro. Estaba sentado en una mesa grande. Me invito a sentarme en una de las sillas. Después de sentarme, unió la punta de sus dedos y sonrío. Habló de nuevo dulcemente y dijo cuanto sigue: – Lo hemos dejado entrar aquí porque usted es de carácter noble y bien conocido en el mundo de superficie, Almirante-. ¡Mundo de superficie! ¡Casi quede sin aliento!. “Si- recalcó el maestro con una sonrisa – Usted se encuentra en el territorio de los Arianos, el Mundo sumergido de la Tierra. No retardaremos mucho su misión y seréis acompañados de vuelta sobre la superficie y además sin peligro. Pero ahora, Almirante, le diré el motivo de su convocación aquí. Nuestro interés comenzó exactamente inmediatamente después de la explosión de la primera bomba atómica por parte de vuestra raza sobre Hiroshima y Nagashaki, en Japón. Fue en aquel momento inquietante cuando expedimos sobre vuestro mundo de superficie nuestros medios voladores. Los Flugelrads,  para investigar sobre aquello que vuestra raza había hecho. Esta es, obviamente, historia pasada, Almirante, pero permitame seguir. Vea, nosotros nunca, antes de ahora, habíamos interferido en las guerras y en la barbarie de vuestra raza, pero ahora debemos hacerlo en cuanto vosotros habéis aprendido a manipular un tipo de energía, la atómica, que no es, de hecho, para el hombre. Nuestros emisarios ya han entregado mensajes a las potencias de vuestro mundo y sin embargo estas no los atienden. Ahora usted ha sido elegido para ser testigo de que nuestro mundo existe. Vea, nuestra cultura y nuestra ciencia están miles de años por delante de las vuestras, Almirante”. Lo interrumpí: “¡Pero todo esto que tiene que ver conmigo, señor!”. Los ojos del Maestro parecían penetrar de forma profunda en mi mente y después de haberme estudiado un momento, contestó: “Vuestra raza ha alcanzado el punto de no retorno, porque hay algunos, entre vosotros, que destruirán todo vuestro mundo antes que renunciar al poder, así como lo conoce…”. Asentí y el Maestro continuó: “Desde 1945 en adelante, hemos intentado entrar en contacto con vuestra raza pero nuestros esfuerzos han sido acogidos con hostilidad: se hizo fuego contra nuestro Flugelrads. Si, hasta fueron seguidos con maldad y animosidad por vuestros aviones de combate. Así ahora, hijo mío, le digo que hay una gran tempestad en el horizonte, para vuestro mundo, una furia negra que no se extinguirá durante varios años. No habrá defensa con vuestras armas, no habrá seguridad en vuestra ciencia. Asolará hasta que cada flor de vuestra cultura haya sido pisoteada y todas las cosas humanas sean dispersadas en el caos. La reciente guerra ha sido solamente un preludio a cuanto todavía debe advenir a vuestra raza. Nosotros, aquí podemos verlo más claramente a cada hora… ¿Cree que me equivoco?. “No – contesté – ya ha sucedido una vez en el pasado; llegaron los años oscuros y duraron 500 años”. “¡Sí, hijo mío – replicó el Maestro – los años oscuros que llegarán ahora para vuestra raza, cubrirán la Tierra con un paño mortuorio, pero creo que alguno, entre vosotros, sobrevivirá a la tempestad, más que esto no sé!. Nosotros vemos en un futuro lejano emerger de nuevo, de las ruinas de vuestra raza, un mundo nuevo en busca de legendarios tesoros perdidos y estos estarán aquí, hijo mío, al seguro en nuestro poder. Cuando llegará el momento apareceremos para ayudar a vivir a vuestra cultura y vuestra raza. Quizás, para entonces, habréis aprendido la futilidad de la guerra y de su lucha… y después de aquel momento una parte de vuestra cultura y ciencia os serán restituidas para que vuestra raza pueda recomenzar. Usted, hijo mío, debe volver al Mundo de Superficie con este mensaje… Con estas palabras decisivas nuestro encuentro parecía llegar a su término. Por un momento me pareció vivir un sueño… y, sin embargo sabía que aquella era la realidad y por alguna extraña razón me incline levemente, no sé si por respeto o por humildad. De improviso me di cuenta de que los dos fantásticos anfitriones, que me habían conducido aquí, estaban de nuevo a mi lado. “Por aquí, Almirante”, me indicó uno de Ellos”.

Aún hay texto por escribir, pero lo haré en un breve resumen. Luego de esto el Maestro se despidió del Almirante. Byrd fue llevado a su avión. Luego este con su mecánico abordaron el avión, guiados por la fuerza invisible, hasta alcanzar unos 2.700 pies. Luego de todo esto el almirante pudo regresar nuevamente a la base con una clara misión por cumplir. A continuación escribiré las breves anotaciones después de su gran viaje.

“11 de marzo de 1947. He tenido, apenas, un encuentro de Estado Mayor en el Pentágono. He relatado enteramente mi descubrimiento y el mensaje del Maestro. Todo ha sido debidamente registrado. El presidente ha sido puesto al corriente. Me retienen algunas horas (exactamente 6 horas y 39 minutos). Soy cuidadosamente interrogado por las “Top Security Forces” y por un equipo médico. ¡¡¡Es un tormento!!!. Me ponen bajo estrecho control de los medios de Seguridad Nacional de los EE.UU de América. Me recuerdan que soy un militar y que, por consiguiente, debo obedecer las ordenes. “Última anotación: 30 de diciembre de 1956. Estos últimos años, transcurridos desde el 1947 hasta hoy, no han sido buenos… He aquí, pues, mi última anotación en este singular diario. Concluyendo, debo afirmar que, debidamente, he mantenido secreto este argumento, como se me ordenó, durante todos estos años. He hecho esto contra todo principio mío de integridad mora. Ahora siento aproximarse la gran noche y este secreto no morirá conmigo, sino, como toda verdad, triunfará”.

Lo aquí escrito puede ser poco creíble, parece ser todo sacado de una muy buena película o escrito por alguien con una imaginación desbordante. Pero podría ser real, ya que el diario del Almirante se oculto por muchos años, claro que como todo documento clasificado pudo ver la luz con algunas infiltraciones. En Internet hay otros tipos de teorías, esta corresponde a la del “Diario secreto del Almirante”, si buscan bien, podrán encontrar otras teorías, pero todas ellas afirman que el Almirante logro entrar al interior del planeta. El que haya o no interactuado con estos seres que viven dentro, es otro tema, pero debemos tener siempre la mente abierta a recibir cualquier otro tipo de teoría.

ELRON – Los otros detractores de la teoría

El grupo de investigación psíquica “ELRON” son los otros detractores sobre la teoría de la Tierra hueca y es que ellos no concuerdan con dicha teoría. Este grupo encargado de desvelar los misterios, incógnitas y mitos de la historia del hombre afirma que el diario secreto del Almirante es real y que tanto el viaje que realizó como la conversación que sostuvo con el “Maestro”, sucedió en realidad, pero que no es cierto su viaje al interior de la Tierra. Lo que habla este grupo es relacionado con el diario secreto del Almirante, el que han podido leer unos pequeños fragmentos arriba, además abordan el tema sobre la Tierra hueca y sobre la civilización con la cual el Almirante sostuvo con ellos. A continuación la conversación:

Interlocutor: Hasta aquí llega lo que pude encontrar en Internet del diario secreto del Almirante Byrd. ¿Es real lo que dice este diario o es pura fantasía? Ruanel: Lo que cuenta Byrd en su diario es absolutamente real. Interlocutor: ¿Cuál fue la razón de que el almirante hiciera este viaje? Ruanel: Fue enviado por el gobierno norteamericano de aquella época porque creía que en los Polos había bases nazis. Interlocutor: ¿Había algo de cierto en esto? Ruanel: No, para nada. Interlocutor: Se ha hablado mucho de que la tripulación que llevaba, que estaba compuesta por muchos hombres, murieron sin que estén claros los motivos. ¿Hubo alguna batalla o algo parecido? Ruanel: La mayoría de las muertes fueron por las heladas. La expedición se hizo en una época en que hacía hasta 35º bajo cero, con una sensación térmica de 40º bajo cero. Otros murieron en accidentes. Interlocutor: ¿Entonces no hubo ninguna batalla? Ruanel: No, esas son especulaciones erróneas. Interlocutor: ¿Cómo encontró Byrd ese lugar? Ruanel: Byrd salió en su avión junto con su radio operador a explorar los alrededores, y entonces ocurrió lo que él dice en su diario. Interlocutor: ¿En esa exploración fue que encontraron entonces el valle? Ruanel: Así es. Interlocutor: ¿Ese valle estaba dentro de los Polos? Ruanel: Hay una zona neutra que está a unos 50 Km. del Polo, donde hay una especie de campo magnético muy particular que no permite las bajas temperaturas. Interlocutor: ¿Estamos hablando de un campo magnético natural? Ruanel: Así es. Hay un autor, Edgar Rice Bourroghs. Interlocutor: Lo conozco. Cuando era chico leí todas las historias de Tarzán, el hombre mono, que este autor escribió. Ruanel: Además de la de Tarzán, Bourroghs escribió una novela sobre un supuesto centro de la Tierra llamado Pellucidar, donde hay un sol interno. Esto no es más que una fantasía, a punto tal que sabemos cómo está compuesta la Tierra. Interlocutor: Sí, ya tenemos el dato de que en el centro de la Tierra hay hierro fundido. Ruanel: Exacto. Interlocutor: ¿El Polo Norte también tiene la misma singularidad magnética que el Polo Sur? Ruanel: Si, en la zona de Groenlandia, casi llegando al Polo Norte. Interlocutor: Entiendo. ¿Cuánto penetró Byrd en la Tierra por el Polo? ¿Un kilómetro, diez kilómetros, mil.? Ruanel: No hubo ninguna penetración. Interlocutor: No entiendo. Ruanel: No es una penetración dentro de la Tierra. Simplemente hay como hendiduras en las montañas donde hay valles. Interlocutor: ¿Esas hendiduras son naturales? Ruanel: Sí, son naturales, y lo que puede encontrarse dentro de ellas está preservado por ese campo magnético del que te hablé. Este campo magnético impide que la rigidez del clima exterior penetre en el valle. Interlocutor: ¿El lugar podría ser detectado por los satélites actuales? Ruanel: No, porque por encima hay nubes. Interlocutor: ¿Qué extensión tiene esa hendidura o ese valle? ¿Estamos hablando de una inmensa extensión? Lo pregunto porque Byrd en su diario dice que vio toda una ciudad. Ruanel: Es una ciudad que si yo la tuviera que comparar lo haría con las de Cuzco en Perú, con las viejas ciudades de México, incrustadas entre los árboles. Cuando digo “incrustadas” me refiero a que está erigida en medio de la selva. Interlocutor: Veo que usted está pintando esta ciudad que Byrd vio maravillado como algo muy modesto. Ruanel: Sí, por supuesto, no hablemos de “Megápolis” tipo Siglo XXI. Estamos hablando de ciudades antiguas, similares a la de los Mayas, los Aztecas o los Incas. Interlocutor: ¡Pero Byrd hablaba de ciudad con reflejos como de cristales! Ruanel: Eso no fue más que una fantasía engrámica de él porque las lajas brillaban de tal manera, reflejadas por la luz del sol, que parecían de cristal. Interlocutor: ¿Quiénes eran estos seres que estaban allí? Ruanel: Eran obviamente extraterrestres. En ese lugar sucedió lo mismo que con los Mayas, los Aztecas, los Incas y todos los pueblos precolombinos, es decir, que sus construcciones no fueron diagramados por los nativos sino por los extraterrestres. Y lo mismo sus señales, que podían verse desde kilómetros de distancia. Interlocutor: ¿También había este tipo de señales en los valles del Polo Norte y del Polo Sur? Ruanel: Así es. Interlocutor: ¿La misma raza extraterrestre que habita en el valle del Polo Sur es la que habita en el valle del Polo Norte? Ruanel: Si, se trata de la misma raza. Interlocutor: ¿Cuál era la misión de estos extraterrestres en los Polos? Ruanel: Los fines son científicos, especialmente estudiar a las distintas razas. Se asentaron en ese lugar porque al ser prácticamente inaccesible los protegen de eventuales invasores. Interlocutor: ¿De dónde provienen? Ruanel: De un planeta llamado Espiga, Espiga 5. Interlocutor: Recuerdo en este momento que hay extraterrestres en nuestro planeta de Espiga 4. Me refiero a los que practican abducciones denominadas “Experiencias de visitantes de dormitorio”. ¿Hay alguna relación? Ruanel: No, ninguna, pues son planetas distintos. Recuerda que dentro de un mismo sistema pueden habitar en los numerosos planetas razas con diferentes morfologías, con distintas maneras de pensar, que no tienen ningún punto en común. Interlocutor: Entiendo. ¿Cuántos años hace que estos extraterrestres habitan en los Polos? Ruanel: Entre 400 y 500 años. Interlocutor: ¿En la actualidad siguen estado allí? Ruanel: Si, sigue habiendo asentamientos, pero muy pequeños. Interlocutor: ¿Cuántos extraterrestres puede haber en cada Polo? Ruanel: Alrededor de 500. 1000 en total. Interlocutor: ¿De qué espacio estamos hablando? Ruanel: Estamos hablando de un espacio, en el Polo Sur, que geográficamente es muy pequeño: 2 Km. por 3 Km. En el Polo Norte es menor aún Interlocutor: ¡Ah, pero entonces estamos hablando de algo muy pequeño! Ruanel: No, no es tan pequeño. Si hablamos de lo que ustedes llaman “cuadras” serían 20 cuadras por 30 cuadras. Interlocutor: Tiene razón, el espacio no es tan pequeño. ¿Hay más hendiduras, o son esas dos solamente? Ruanel: Son estas dos solamente. Interlocutor: ¿Es real lo que dice Byrd en su diario sobre animales parecidos al elefante o al mamut? Ruanel: Sí, es real, vio ese tipo de animales, mal llamados “prehistóricos”. Interlocutor: ¿Estos animales los trajeron los extraterrestres? Ruanel: No, son animales terrestres que simplemente no se extinguieron. Interlocutor: ¿Y cómo llegaron hasta ese lugar tan lejano? Ruanel: Simplemente estaban. Interlocutor: ¿Los crearon los elohim entonces y los pusieron en ese lugar? Ruanel: Por supuesto. Interlocutor: Supongo que el gobierno norteamericano de esa época sabía del diario de Byrd y de lo que él relató. Ruanel: Sí, sabía, pero lo desestimaron totalmente. A Byrd lo tomaron como un mitómano. Interlocutor: ¿Es cierto lo que él cuenta de que lo hicieron descender con su avión con los motores apagados? Ruanel: Así es. Interlocutor: Aunque Byrd no lo dice claramente, supongo que los vehículos que lo acompañaron –Flugelrad- eran naves espaciales. Ruanel: Sí, por supuesto. Interlocutor: ¿A los animales que vio Byrd cómo le podemos llamar? ¿Mamut? Ruanel: No, porque es una tercera raza. Hay mamut, mastodonte y esta tercera raza. Interlocutor: ¿Estos extraterrestres son como dice Byrd, altos y rubios? Ruanel: Así es, y algunos pueden llegar casi a los dos metros. Interlocutor: ¿El mensaje que les dieron estos extraterrestres también es real? Ruanel: Sí, también es real. Interlocutor: Para ir terminando con este tema, ¿es similar la ubicación geográfica de estas hendiduras en el Polo Norte y en el Polo Sur? Ruanel: No, no es la misma, porque en el Polo Sur llega cerca del Polo, y en la parte Norte está un poco más alejada, porque en el Polo Norte no hay Tierra, ya que se encuentra en una superficie marina, totalmente cubierta de hielo. Esta hendidura estaría ubicada en la punta Norte de Groenlandia. Interlocutor: Me parece un poco extraño que los norteamericanos no hayan hecho nuevas expediciones. Ruanel: La razón es la que te dije: desestimaron el tema considerándolo simplemente un invento de Byrd. Interlocutor: ¿De dónde pudo sacar Edgar Rice Burroghs la idea de Pellucidar? Ruanel: De gente que exploró esa zona. Interlocutor: ¿Estamos hablando de gente que llegó hasta la hendidura en el Polo Norte? Ruanel: Así es, y fueron varios los que llegaron y relataron su experiencia. Interlocutor: ¿En el Polo Sur también? Ruanel: Lo imposibilita la temperatura. Fíjate que en el Polo Norte la temperatura puede alcanzar los -20ºC, pero en el Polo Sur puede llegar hasta los -40ºC. Y 20 grados hacia abajo es mucho. Interlocutor: ¿Si los norteamericanos decidieran encontrar estas hendiduras, podrían? Ruanel: Con la tecnología que hay ahora podrían hacerlo fácilmente. Interlocutor: ¿En concreto, entonces, la única razón porque no lo han hecho es porque creen que en los Polos solamente hay hielo? Ruanel: Así es. Desestiman totalmente que pueda haber otra cosa. Aparte, todas las bases que hay, como la Argentina, no están muy cerca del Polo, y no salen de sus cubículos, donde están protegidos del frío por estufas térmicas. Interlocutor: Simplemente para que no quede ninguna duda: ¿Hitler nunca estuvo allí ni ningún jerarca nazi ni nadie de la Alemania Nazi? Ruanel: Descártalo por completo. Son solamente mitos. Interlocutor: ¿En estas hendiduras hay terrestres? Ruanel: En estos momentos, no. Pero los hubo. Me refiero a que hubo una pequeña raza como los Mayas, los Aztecas. Interlocutor: ¿Estos terrestres fueron abducidos y llevados allí? Ruanel: No, estaban allí. Era una raza oriunda de ese lugar. Interlocutor: ¿Usted me está queriendo decir que fueron creados por los elohim en ese lugar? Ruanel: Por supuesto. Toda raza ha sido creada por los elohim. Interlocutor: ¿Queda algo por decir sobre este tema? Ruanel: No, con lo dicho es suficiente. Bueno, hasta aquí llegan los diálogos, que creo que no dejan dudas sobre este asunto tan manoseado.

Como han podido leer el grupo ELRON  a través de sus guías espirituales tienen otro punto de vista. Podría ser o no el correcto es importante de todas formas conocer otros puntos de vistas y formarnos una opinión propia sobre el tema. A raíz de tanta evidencia sobre la Tierra hueca que cobra mucha fuerza y sentido, también se cuenta con posibles vídeos sobre el tema, vídeos que muestran aperturas, pero que claramente no se puede ver nada que comprometa a decir que hay una civilización viviendo al interior de la Tierra, pero si podemos tener la certeza de que estas aberturas existen. El tema tarde o temprano saldrá a la luz con su correspondiente verdad. Esta es solo una teoría, no podemos tomarnos este tema con un tono de veracidad, aunque hayan muchas pruebas comprometidas, es por ello que se dice “La teoría de la Tierra hueca”. Hasta aquí queda este fascinante artículo sobre el tema, que espero haya sido de mucho interés para ustedes.

Vídeos de referencia

A continuación podrán ver una seguidilla de vídeos que consta de 10 partes, vídeos en donde se explica aún más la teoría que aquí se ha expuesto. Estos vídeos son como un documental, cuya visualización recomiendo al 100%.

Www.mundooculto.es


from otra realidad

Content Protection by DMCA.com

COMMENTS