Dos juegos no reconmedables

Dos juegos no reconmedables

Creepypastas y leyendas urbanas que circulan por la web se han hecho populares gracias a la edición de aquellos que también quieren aportar

Misterios en Viernes n° 97: Juegos y juguetes sobrenaturales • Los peligros de la ouija
Dos juegos no reconmedables
Dos juegos no reconmedables

Creepypastas y leyendas urbanas que circulan por la web se han hecho populares gracias a la edición de aquellos que también quieren aportar algo de información al tema en cuestión. Como esos, algunos rituales prohibidos se han puesto de moda de igual manera, haciéndose cada vez más perturbadores y oscuros. En ésta oportunidad les traigo una entrada dedicado a dos juegos que pueden ser considerados creepypastas, pero que en realidad son muy reales que pueden traer malas consecuencias de no hacer buen uso de sus reglas.

El Libro Rojo.

Éste juego es una variación del tablero para contactar a los espíritus, La Ouija, pero solo es valido para un jugador. Para jugarlo se debe de tener un libro cualquiera de tapa dura de color rojo y encontrarse en una habitación con la puerta cerrada. Se debe de colocar las manos en la tapa del libro y cerar los ojos para decir, a continuación en voz alta ”libro rojo..libro rojo…”seguidamente de alguna pregunta, sin abrir los ojos en algún momento. Luego de unos instantes, abrir el libro en cualquier página y señalar alguna parte del libro, pudiendo coincidir con una frase o palabra que, al leerse erice la piel.

Si después de tres intentos las respuestas no son adecuadas, quiere decir que no se logró invocar ningún espíritu, pero si por el contrario las respuestas a las preguntas formuladas tuvieron éxitos y la curiosidad ya fue satisfecha. Solo se puede terminar el juego diciendo en voz alta ”libro rojo muchas gracias por venir a responderme”, cerrando el libro y habrá terminado el juego.

Cabe señalar que sino se termina el juego de éste modo, el espíritu o ente que se invocó se quedará en ese hogar, comenzando a suceder cosas extrañas días después de haber jugado el juego, teniendo más actividad en la habitación en el que fue jugado ese juego. 

La Oscuridad y Los Fósforos.

Éste juego debe realizarse en un lugar que no vincule al jugador con ese sitio, por esa razón no se debe de jugar en su habitación o ningún lugar de su propia casa, debe ser un lugar alejado, como una casa abandonada. Debe de empezarse entre las 12:00 am y la 1:00 am, completamente a oscuras. Se debe de tener a la mano una hoja de papel, un lápiz o bolígrafo y una caja de fósforos con solo tres de ellos dentro.

Al ingresar a la casa se debe de saber exactamente cuantas habitaciones tiene esa casa, y tapar todas las ventanas que se encuentren en ella, ya que el juego debe jugarse en total oscuridad. Al saber cuantas habitaciones tiene la casa, se debe de restar uno para proceder a rompe la hoja de papel para que queden exactamente la cantidad de pedazos de papel que corresponde al numero de habitaciones, es decir, si la casa tiene cinco habitaciones, se le resta uno, quedando cuatro, siendo cuatro los pedazos que deben de quedar al romper el papel. En cada pedazo se debe de escribir”Los invito a mi reunión…” colocando luego la hora de inicio y la hora de culminación de la reunión. Cabe señalar que lo recomendable es hacerlo solo por diez minutos, ni más ni menos, ya más tiempo pocos lo han soportado y menos es una falta de respeto hacia ellos. 12:10 am a 12:20 am por ejemplo. La única regla es no mirar atrás.

Se debe de ir a cada habitación a dejar el pedazo de papel, para luego regresar a la habitación en donde se comenzó el juego. Manteniendo las luces apagadas se debe de mirar fijamente un punto de alguna pared de dicha habitación hasta que llegue la hora de la reunión que se escribió en el papel. Al cumplirse la hora, se debe de sacar la caja de fósforos y encender cada fósforo, uno después del otro, pero solo se debe hacer un intento con cada fósforo, es decir, si se intenta encenderlo al primer intento y no se enciende, éste debe desecharse y seguir con el siguiente hasta completar los tres. 

Sino se logra encender ningún fósforo, quiere decir que nadie asistió a la reunión pautada, pero en cambio si alguno de los tres fósforos si se encendió, quiere decir que alguien si asistió a la reunión y el juego ha comenzado. Se debe de dejar que el fósforo se consuma en su totalidad, hasta que casi llegue al final y casi empiece a quemar los dedos. Al apagarse, inmediatamente se debe de ver directamente al punto de la pared que se vio con anterioridad sin apartar la vista de allí y sin mirar EN NINGÚN MOMENTOatrás. 

En la reunión puede que haya uno o varios espíritus que fueron de visita así que se podrán escuchar desde singulares ruidos hasta voces y quejidos aterradores que helaran la sangre. No se debe de apartar la vista del punto en la pared y no se debe de preocupar por la hora de culminación de la reunión ya que si el jugador resiste hasta la hora que escribió en el papel, una voz muy cercana a su oído le dirá ”muchas gracias”, culminando la reunión y el juego.

Pero si sucede justo lo contrario, no resistiéndote a mirar atrás, verás los horribles y desesperantes rostros de aquellos seres que invitó el jugador a la reunión. Seres oscuros y atroces atormentados y con ansias de vitalidad que seguirán al jugador hasta el fin de su vida. 

Observándolo desde los rincones más oscuros de alguna habitación, rincones o su propia casa y el jugador será capaz de verlos. No harán nada físico pero su sola presencia y vista hará que el jugador pierda la estabilidad mental con los días y posibles meses. Lo más probable es que termine sus días de locura en algún hospital mental o manicomio o se quite la vida mucho antes de que suceda.

Misterios y Conspiraciones

Content Protection by DMCA.com

COMMENTS

DMCA.com Protection Status