LA FLOR DE LA VIDA

LA FLOR DE LA VIDA

LA FLOR DE LA VIDA Un Fractal En Abydos Uno de los grandes desafíos de los astroarqueólogos, sin dudas, es asimilar, refutar y hasta soportar las

San Valentín origen pagano
Extrañas luces en el cielo de Astrakhan, Rusia
Encuentros misteriosos con malvados gnomos, diablillos y los Tommyknockers

LA FLOR DE LA VIDA
Un Fractal En Abydos


Uno de los grandes desafíos de los astroarqueólogos, sin dudas, es asimilar, refutar y hasta soportar las explicaciones que muchos “especialistas” brindan sobre los distintos elementos incomprensibles que nos rodean. Esas explicaciones fluctúan entre “tal vez posibles”, “remotamente posibles” y “decididamente imposibles”, sin contar con las “estúpidamente no posibles”.
¿A qué viene toda esta introducción? … lo que les presento a continuación no tiene ninguna explicación, (ni siquiera una tonta) y como no es posible explicarlo se aplica el plan B, que consiste en ignorarlo y tratar de que no se conozca demasiado.

   

Señoras y señores, con ustedes … La Flor Fractal de la Vida.
Este Oopart tiene varias aristas, varios misterios para ir descifrando y sobre todo, para ir explicando y poniendo en contexto.

Comencemos por la Flor de la Vida, el cual es un símbolo, una figura asociada con la Geometría Sagrada (aquella de los números, de las construcciones, de las iglesias y monumentos); está compuesta de círculos con igual diámetro, los cuales están superpuestos de forma coincidente, con sus centros comprendidos en la circunferencia de seis círculos que se rodean a sí mismos, ordenados de tal manera que reflejen en el diseño simétrico una forma hexagonal semejante a una flor.
Es un símbolo adoptado por diversas creencias y religiones (tanto antiguas como actuales), con un fuerte valor esotérico y se lo asocia con las formas fundamentales del tiempo y el espacio.

Ha sido encontrado en diversas partes del mundo como en el Antiguo Egipto, en el monte Sinaí (por si no lo recuerda el lugar donde Moisés recibió las Tablas de la Ley de su/s dios/dioses), en la India y en varios templos chinos y japoneses.
Está relacionado con otros símbolos sagrados como el Árbol de la Vida y el Cubo de Metatrón, de los cuales puede derivar o tal vez ser el generador de ellos.
Indudablemente, es un elemento netamente esotérico y sagrado.


Otro término a tener en cuenta es Fractal, el que según la Real Academia Española, deriva del francés fractal y este del latín fractus, que significa quebrado. Es una voz inventada por el matemático galo Benoit Mandelbrot en 1975.
Es una figura plana o espacial, compuesta de infinitos elementos, que tiene la propiedad de que su aspecto y distribución estadística no cambian cualquiera que sea la escala con que se observe.
Como podemos ver, aunque la palabra fractal es muy nueva, los objetos que hoy conocemos como fractales y que conforman la “dimensión fractal” ya formaban parte de las matemáticas a principios del siglo pasado.

Otro de los elementos que conforman este misterio es el Templo Medio de Osiris.
En Abydos (Egipto), los soberanos Seti I y Ramsés II erigieron dos colosales templos, pero hay un tercero y a ese me quiero referir.
El llamado Templo Medio de Abydos, fue dedicado a Osiris y tiene la particularidad de estar alrededor de 16 metros por debajo de los otros templos.
Para algunos arqueólogos, en su afán de explicar lo que no pueden, afirman que los antiguos egipcios, inexplicablemente, cavaron esos metros y luego comenzaron la construcción de este templo, ubicándolo en la época de Seti I como una construcción más de este faraón.


Como en estos casos entiendo que los geólogos están por sobre los arqueólogos, me sumo a su explicación: cuando Seti I comenzó su construcción, el Templo Medio ya estaba allí y lo que se apiló junto a él fue la sedimentación. Continuando con la explicación de los especialistas en Geología … ¿sabe cuánto tiempo llevaría que esa sedimentación tenga alrededor de 15 metros de altura?, pues de 9.000 a 12.000 años.

Para la construcción de este templo se utilizaron grandes bloques de granito, y tiene una característica única: es diferente a toda arquitectura egipcia relacionada con templos, con una sola excepción … el único templo igual a éste es el que se encuentra al lado de la Esfinge, la que también se remontaría a unos 12.000 años de antigüedad.
¿Sugestivo, no le parece?.

Ahora bien ¿cuál es el elemento que une, que amalgama todo esto? ¿Cómo se unen la Flor de la Vida, los fractales y el templo de Osiris?.

En el interior del Templo Medio de Abydos, en un pilar de cien toneladas de peso, realizado en un exquisito granito rosado, se aprecia el más significativo de los fractales, la citada Flor de la Vida.


Lo increíble de esto es que la matriz de este fractal no fue cincelada como habitualmente se hacía en las rocas; tampoco está esculpida, por el contrario, parece estar pirograbada dentro del granito o bien dibujada de alguna forma con una precisión increíble.
En realidad y para hablar con propiedad, tendría que decir que ésta Flor Fractal de la Vida está quemada en la roca y, para que quede bien claro ¡está quemada como si hubiese sido hecha con un moderno láser de precisión!. Aunque suena descabellado pensar en un láser en época de Seti I y más aún si creemos a los geólogos que nos remiten a 12.000 años atrás.

Realmente suena descabellado, pero …. ¿es descabellado?, en realidad no, porque la evidencia nos avala.

Ahora bien ¿por qué este prodigio no aparece en los libros y muy pocas fotos lo muestran?. Muy sencillo: porque no hay forma de explicarlo; como dije antes, ni siquiera con explicaciones descabelladas o tontas, simplemente no hay respuesta para este misterio, el cual forma parte de esos elementos que se han convertido en un dolor de cabeza para aquellos que se niegan tozudamente a estudiar, investigar y verificar la posibilidad de la ingerencia de otras civilizaciones en la antigüedad de nuestra historia como humanidad.-

Content Protection by DMCA.com

COMMENTS