OVNIs en la Antártida! Británicos desclasifican un expediente revelador

OVNIs en la Antártida! Británicos desclasifican un expediente revelador

¡OVNIs en la Antártida! Británicos desclasifican un expediente revelador   Es la prueba oficial, decisiva, incuestionable, de que s

Hay humanos viviendo en Marte y lo puedes comprobar con las imágenes de Google Satélite
Base aerea de wright y el almacén 18
“Es Imposible Morir” Dice Piloto de la Fuerza Aérea Real

¡OVNIs en la Antártida! Británicos desclasifican un expediente revelador

 

Es la prueba oficial, decisiva, incuestionable, de que sobre la isla Decepción se reportó un ovni con un extraño desplazamiento en zig-zag el 2 de julio de 1965.

OVNIs en la Antártida! Británicos desclasifican un expediente revelador

En julio de 1965, los diarios de todo el mundo anunciaron con grandes titulares que se habían visto ovnis sobre la Antártida, puntualmente desde el Destacamento Naval Orcadas (Argentina) y desde otras tres bases que operaban en la isla Decepción: una de Chile, otra británica y la tercera argentina. Se decía también que esos tres países habían informado oficialmente. Sin embargo, hasta el momento no había trascendido lo registrado por los británicos.

OVNIs en la Antártida! Británicos desclasifican un expediente reveladorLa tapa de un periódico argentino del 7 de julio de 1965, tras el comunicado de la Armada informando sobre el avistamiento de un ovni en la Antártida. (Archivo Clarín).

«Había cuatro reportes oficiales: dos comunicados de la FACh (Fuerza Aérea de Chile) y otros dos informativos lanzados por la Secretaría de Marina de la República Argentina. De Inglaterra, nada», explica el experto Rubén Morales, quien investigó arduamente el caso para su libro Los ovnis de la Antártida.

Expediente X

Recientemente, el oficial de la Aeronáutica brasileña Rodrigo Moura Visoni descubrió entre los nuevos archivos desclasificados en Inglaterra, el documento que habla sobre el avistamiento ovni en la isla Decepción desde el punto de vista británico.

OVNIs en la Antártida! Británicos desclasifican un expediente reveladorEl documento desclasificado por el Reino Unido.

De una carilla, sin ninguna tachadura, el documento tiene las mejores credenciales: lleva el membrete del British Antarctic Survey (BAS), está dirigido al mismísimo ministro de Defensa R. A. Langton y está firmado por el director del BAS, el célebre expedicionario antártico Sir Vivian Fuchs. Está fechado el 22 de octubre de 1965 y dice textualmente:

Estimado Sr. Langton;

El 12 de julio de este año, la base del British Antarctic Survey en isla Decepción (62 59′S, 60 34′W) informó lo siguiente, que cito según lo solicitado:

La base argentina (en Isla Decepción) observó una luz de colores y en movimiento el 7 y 20 de junio y el 3 de julio. La base chilena (también en Decepción) hizo observaciones similares en las dos últimas fechas. Una luz roja-verde-amarilla parpadeante fue observada desde la base británica a las 2300 Z el 2 de julio hacia el norte, se había movido rápidamente en dos oleadas desde el oeste, luego retrocedió a lo largo de ese curso durante una corta distancia antes de regresar de nuevo al norte, donde permaneció estacionaria durante unos 20 minutos.

Creo que debería comentar que nuestra gente en la Antártida no consideró al evento lo suficientemente importante como para hacer comentarios hasta que se lo pregunté. Solicité información debido a la presión de la BBC., la NBC y la prensa que actuaba en base a un boletín de noticias distribuido desde Argentina.

Muy atentamente
(firma)
V. E. Fuchs

«La verdadera importancia del documento es indudablemente política, ya que prueba, de manera oficial, que el 2 de julio de 1965, personal británico desde Base B en Isla Decepción observó un fenómeno inexplicado, que el mismo fue informado al BAS diez días después y el 22 de octubre al Ministerio de Defensa. A partir de ese momento se selló el secreto oficial y el expediente permaneció clasificado durante más de medio siglo», subraya Morales.

En cuanto a la presión de la opinión pública que llevó a dedicarle un documento oficial al caso, aunque fuera, como sugiere lo escrito por Fuchs, desde el fastidio, Morales concluye: «En el Capítulo XII de mi libro se destaca y analiza la importancia de los procesos de opinión pública que entraron en juego durante los acontecimientos ufológicos de 1965, gracias a los cuales, en última instancia, se conservó mucha de la información que de otro modo se hubiera perdido sin remedio, de lo cual —como queda dicho— es un ejemplo el expediente presentado aquí».

Content Protection by DMCA.com

COMMENTS