Islas flotantes que convierten el CO2 en combustible podrían detener el cambio climático

Islas flotantes que convierten el CO2 en combustible podrían detener el cambio climático

    Los científicos han dicho que millones de islas flotantes que convierten el dióxido de carbono atmosférico en combustible

Descubren impresionante objeto luminoso 50 veces mas grande que toda la Vía Láctea.
El biomaterial más fuerte del mundo supera al acero y a la seda de araña
Sorprendentemente alta concentración de materia orgánica en Ceres
Islas flotantes que convierten el CO2 en combustible podrían detener el cambio climático

 

 

Los científicos han dicho que millones de islas flotantes que convierten el dióxido de carbono atmosférico en combustible podrían ayudar a proteger nuestro clima de la quema de combustibles fósiles. Estas islas propuestas se agruparían para crear instalaciones a gran escala que, si se construyeran lo suficiente, eventualmente podrían compensar las emisiones globales totales de los combustibles fósiles.

Un equipo de investigadores de Noruega y Suiza han presentado una propuesta para «Islas Solares de Metanol» en un artículo publicado en PNAS. El artículo argumenta que la mayoría de la tecnología para construir estas instalaciones ya existe, y que al crearlas a gran escala en regiones oceánicas donde estarían a salvo de olas grandes y climas extremos, podríamos reducir drásticamente la necesidad de combustibles fósiles, por lo tanto Limitando el alcance del calentamiento global en las próximas décadas.

Los investigadores escribieron en su estudio:

“La humanidad debe detener las emisiones de CO2 de la quema de combustibles fósiles si se quiere evitar un cambio climático peligroso. Sin embargo, los transportadores de energía basados ​​en carbono líquido a menudo carecen de alternativas prácticas para aplicaciones de movilidad vital. El reciclaje del CO2 atmosférico en combustibles sintéticos, utilizando energía renovable, ofrece un concepto de energía sin emisiones netas de CO2”.

El autor del estudio, Andreas Borgschulte, dijo en un comunicado que uno de los principales problemas con la energía renovable es hacerlo competitivo con los combustibles fósiles a gran escala. Se han propuesto varios conceptos para tratar de hacer de las energías renovables una opción realista, pero nada ha encontrado aún su camino hacia la realización. Dijo que la idea de las islas solares surgió cuando el gobierno pidió a los investigadores noruegos que empujaran las piscifactorías a mar abierto. Estas rejillas, sin embargo, necesitaban su propia energía.

Impresión artística de una «isla solar de metanol» que podría convertir el CO2 atmosférico en combustible. Crédito: Novaton Erneuerbare Energien AG

Borgschulte dijo:

“Las islas productoras de energía se habían propuesto hace algún tiempo. Lo que quedó fue incluir el almacenamiento de energía”.

Disminución del CO2 a gran escala

En el documento, los investigadores sugieren islas flotantes similares a las granjas de peces flotantes a gran escala. Usarían células fotovoltaicas que podrían convertir la energía solar en electricidad. Esto podría impulsar la producción de hidrógeno y la extracción de CO2 del agua de mar. Los gases producidos se harían reaccionar para formar metanol que se puede reutilizar como combustible, «que se envía convenientemente al consumidor final», escribieron.

El equipo dice que 70 de estas islas artificiales conformarían una sola instalación que cubre un área de aproximadamente un kilómetro cuadrado (0.4 millas cuadradas). Las instalaciones podrían ubicarse en áreas donde la altura de las olas alcanza menos de siete metros, donde hay una baja probabilidad de huracanes y la profundidad del agua es inferior a 600 metros, por lo que las islas se pueden amarrar adecuadamente. Las instalaciones se ubicarían en todo el mundo, siendo en las costas de América del Sur, Australia y el sudeste asiático particularmente adecuadas.

Islas flotantes que convierten el CO2 en combustible podrían detener el cambio climáticoCrédito: Novaton Erneuerbare Energien AG

El equipo estima que la producción de 3.2 millones de islas flotantes superaría las emisiones globales totales de los combustibles fósiles.

La producción aún está lejos y el equipo reconoce que la propuesta es «ambiciosa». Por el momento, están trabajando para desarrollar prototipos de las islas flotantes.

Borgschulte dijo:

“[El] mayor desafío es el desarrollo de un dispositivo a gran escala para extraer CO2 del agua de mar. Este proceso es el único del sistema total [que] aún no se ha desarrollado completamente. Todos los demás ya existen a escala industrial”.

El estudio científico ha sido publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences.

Content Protection by DMCA.com

COMMENTS