Magia en la antigüedad: maldiciones y control de seres sobrenaturales.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de seres sobrenaturales.

Misteriosas Manifestaciones sucedieron durante la Cuarentena
Adam Trombly, el inventor que asegura estar aterrado después de crear un mecanismo de energía libre
Los Objetos Mágicos del Soberano Salomón

Para el hombre antiguo, cualquier infortunio que le acaeciera, era atribuido a algún adversario con el fin de perjudicarlos. Causar daño ajeno o querer perjudicar a los demás, es algo que el ser humano ha intentado lograr a través de rituales y diferentes prácticas desde tiempos inmemoriales.

La práctica de la magia se remonta a los albores de la civilización. Así, nuestros antepasados fueron haciendo surgir las artes de adivinación o mancias, la maldición, el vudú, la nigromancia. Ya en el Antiguo Egipto, o en la Roma y la Grecia Clásica, se invocaban a las fuerzas sobrenaturales para que las deidades, demonios y diferentes espíritus interviniesen en provecho propio.

Hechicería en la Antigua Grecia

Es normal que el planeta helénico esté fuertemente relacionado a la mitología griega, aparentemente desligada de la magia y los hechizos. en cambio, la arqueología nos ha permitido escarbar en el pasado y conocer su vínculo con la magia. Se han hallado objetos que confirman la estrecha relación del hombre antiguo con las fuerzas ocultas, como los muñecos vudú y las tablillas de maldición.

En la leyenda griega, Circe es la deidad de la magia, aparece además como hechicera o maga.

Las tablillas de maldición eran una figura de magia negra. Se trata de delgadas láminas confeccionadas normalmente en plomo, sobre las que se grababa el nombre de la persona a perjudicar, acompañado de símbolos o fórmulas mágicas. Una vez inscrito el nombre, se enrollaban las láminas y se atravesaban con clavos y uñas, que se enterraban en las cercanías de una tumba o de un campo de batalla. Gran cantidad veces estas tablillas de maldición eran empleadas sencillamente para vencer a un rival deportivo, aunque además podía recurrirse a ellas para enturbiar el discurso de una persona durante un juicio o inclusive para captar la atención de la persona amada. En diferentes formas de magia se apelaba a las fuerzas del inframundo o a las divinidades vinculadas con el planeta de ultratumba: Perséfone, Demeter, Hades, Hécate y Hermes.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturales

igualmente se empleaban muñecos realizados con plomo, bronce, arcilla o cera. Estas figuras además se enterraban cerca de sepulturas para ser activadas por los muertos. Una de las prácticas más habituales era inscribir el nombre de la víctima en una figura modelada con los brazos atados a la espalda, se atravesaba con clavos en diferentes partes del cuerpo (cabeza, ojos, órganos sexuales). Los primeros muñecos de vudú se realizaban con el fin de llamar al ser amado, pero ya en el antiguo Egipto, empezaron a ser usados para eliminar a los adversarios del faraón. En ocasiones se introducían estos muñecos en el intestino de cadáveres de animales.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturales

Los papiros mágicos eran documentos que registraban la figura de hacer los rituales, escritos en griego, demóntico y copto que datan del siglo I a.C. El contenido en dichos escritos explica las prácticas mágicas empleadas en la era. Como ejemplo, una de estas prácticas documentadas era atar un pelo de la víctima a un cadáver y juntar ambas con el cuerpo de un halcón.

Las culturas antiguas tenían además un especial interés por comunicarse con los muertos. El primer registro escrito que se ha hallado es un trozo de la Odisea. Según los estudiosos, la «Nigromancia» fue una costumbre muy frecuente en Grecia.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturalesIlustración de uno de los papiros mágicos.

En 1928 se publicó un interesante texto titulado: Los papiros mágicos griegos (Papyri Graecae Magicae). Su creador, el investigador alemán Karl Preisendanz, realizó una notable recopilación de varios de los hechizos griegos más insolitos de los que se tenga conocimiento, en donde se combinan las creencias olímpicas con la leyenda egipcia.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturales

Las obras originales Karl Preisendanz se perdieron a provoca del fuego durante los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial, aunque la mayor parte de la información puede encontrarse en la base de datos del Thesaurus Linguae Graecae.

Los Papiros mágicos griegos son breves extractos de lo que se supone que eran extensos libros prohibidos. Los párrafos no se localizan articulados entre sí, sino que, operan como depósitos de conocimientos místicos al estilo de los libros de hechizos de la Edad Media.

Los Papiros mágicos griegos fusionan espectaculares encantamientos y recetas de amor, fórmulas para invocar demonios, amuletos, talismanes, maldiciones, y tambien insolitos tratamientos para la combatir la esterilidad y la impotencia.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturalesKarl Preisendanz. (Wikimedia Commons)

Se han encontrado pedazos prácticamente exactos desde Atenas a Roma y Sicilia, y tambien en algunas ciudades del Asia Menor, confirmando que no se trataba de sólo creencias locales.

El estilo esotérico de los Papiros mágicos griegos se basa en las creencias del Egipto grecorromano, donde las deidades del Nilo se asocian a las deidades del Olimpo. Los textos incluyen inspiraciones de mitos bíblicos, hebreos y babilónicos, que han sido valiosos para descifrar varios misterios del antiguo Egipto, ya que demasiados de sus divinidades y personajes célebres son traducidos al griego, revelando asociaciones inimaginables.

Pruebas de dos antiguas maldiciones romanas

Hace 1.600 años, en una era en que la magia negra era algo casi cotidiano, fueron lanzadas dos maldiciones, una dirigida a un senador y otra a un veterinario. Ambas maldiciones están representadas por una deidad, seguramente la deidad griega Hécate, cuyas serpientes salían de su cabello seguramente para atacar a sus víctimas. Lo particular de estas maldiciones es que contienen invocaciones griegas semejantes a los utilizados para llamar a Hécate.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturales

Según las investigaciones, las maldiciones están escritas en latín en delgadas tablillas de plomo, y podrían haber sido creadas por dos personas distintas a finales del Imperio Romano. Fueron redescubiertas en 2009 por el Museo Arqueológico Civil de Bolonia, en Italia, y originalmente habían sido adquiridas por el museo durante el siglo XIX. A pesar de que no hay la certeza sobre lugar de origen de las tablillas, se sabe quiénes son las víctimas.

Una de las maldiciones está dirigida al senador romano llamado Fistus y al parecer el singular ejemplo de senador condenado. La otra maldición estaba dirigida a un veterinario llamado Porcello, palabra que irónicamente significa cerdo en latín.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturalesHécate, deidad y reina de las hechiceras.

Celia Sánchez Natalías, una estudiante de doctorado de la Universidad de Zaragoza, explicó que Porcello fue quizá su nombre real porque en el planeta de las tablillas malditas y de las maldiciones en general, es de suma importancia identificar a la víctima con su nombre exacto.

Para Sánchez Natalías no está claro quién le maldijo y el motivo, pero es factible que haya sido por razones personales o profesionales. Según la transcripción de la tablilla, se consiguió obtener lo siguiente:

«Destruye, machaca, mata, estrangula a Porcello y su doncella Maurilla. Sus almas, corazón, las nalgas, el hígado…». La iconografía representada en la tablilla muestra a Porcello momificado, sus brazos cruzados (como en la deidad) y su nombre escrito en ambos brazos. Este detalle es revelador para la experta Sánchez porque estima que la misma posición de los brazos en Porcello es para ser sometido por la deidad al pedido de la maldición.

Que todos sus miembros se disuelvan

El suceso la tablilla con la maldición dirigida a Fistus, un senador romano, es además interesante. El Senado en la Antigua Roma fue un lugar de una gran riqueza y de considerable poder. en cambio, la maldición fue escrita a finales del Imperio romano, era en que la influjo del Senado había pasado a favor del emperador, el ejército y la burocracia imperial.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturales

Fistus podría haber sido una persona de demasiado poder económico, en cambio, quien escribió la maldición tuvo demasiado encono contra él. La expresión latina para «machacar» aparece al menos cuatro veces en la maldición. «Machaba, mata al senador Fistus, Que Fistus se diluya, languidezca, se hunda y que todos sus miembros se disuelvan…», resume el escrito.

Al igual que en el suceso anterior, Sánchez Natalías no está segura de los motivos que hay detrás de la maldición; pero poseía indudablemente connotaciones políticas para desear un desagradable golpe senatorial.

La Magia en el Antiguo Egipto

En la civilización del Nilo la brujería era parte de la vida cotidiana de sus residentes. Según las creencias de la era, nada en el cosmos se concebía sin ella y estaba presente en todos lados, aunque era necesario aprender a dominarla. en cambio, no sólo era utilizada con fines perversos, sino que además servía para sanar a los enfermos, para protegerse de demonios nocturnos devoradores de bebés o para adivinar el futuro.

Javier Arries, creador de «Magia en el Antiguo Egipto. Maldiciones, amuletos y exorcismo» («Luciérnaga», 2016); se ha convertido en todo un referente en lo que a hechizos y conjuros de esta civilización alude debido a sus continuas investigaciones en este campo. Según su opinión, los egipcios pensaban firmemente en el heka, el poder de la magia. Todo en el Cosmos se concebía a través de ese poder, y la propia existencia del Planeta era para ellos la principal evidencia.

Según el investigador, la magia formaba parte de todos los ámbitos de la vida de los egipcios de todos los estamentos sociales. Lo que se estimaba como una especie de magia estatal, se encargaba de la medicina y la sanación, de mantener el equilibrio cósmico, de sojuzgar a los adversarios de la nación; pero además existían entre los pobladores, personas que se dedicaban a la adivinación, a la sanación o a hacer hechizos protectores. Los principios en los que se basa la magia practicada por los sacerdotes y aquella a la que recurrían los ciudadanos habituales consultando a magos, curanderos y videntes locales eran básicamente los mismos y se aplicaban tanto en situaciones extraordinarias como cotidianas.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturalesKha y Merit, ante Osiris – Texto de los muertos.

Existía una magia protectora que se aplicaba para defenderse de los entes que eran hostiles para los vivos. Para los egipcios, el planeta invisible estaba habitado por un ejército de genios (djinns), de demonios, de enviados de las deidades, de difuntos peligrosos que sobrevivían comiendo inmundicias, descritos como entes deformes que caminan con los pies y la cabeza mirando hacia atrás, personajes temibles que eran los culpables de los insolitos ruidos de la noche, de todo tipo de terroríficas manifestaciones, apareciéndose ante los vivos o visitándoles en sus pesadillas.

Se realizaban conjuros y ritos para mantenerlos a raya y alejarlos de los más débiles, sobre todo de los niños, las mujeres embarazadas y las madres que habían alumbrado hace poco.

Un gran numero objetos conocidos como «cuchillos mágicos», hallados en cuantiosos yacimientos arqueológicos, tenían este propósito, el de defender a los indefensos de los genios y criaturas maléficas. Envueltos con dibujos representando a deidades terribles, armadas de grandes cuchillos para enfrentarse a los demonios, estos bastones construidos a partir de marfil de hipopótamo hembra parecen haber sido usadas para dibujar jeroglíficos mágicos en el suelo en el delicado proceso del parto y despues se dejaban en la casa para que siguieran ejerciendo su labor protectora.

Para los egipcios, cuando los mensajeros de las deidades eran ofendidos de algún modo, eran culpables de las dolencias. El médico egipcio era además un mago, y al lado a la medicina natural aplicaba hechizos y ritos mágicos en los que se identificaba al paciente con algún dios, e veces con Horus. La medicina se fusionaba con lo mágico y viceversa, y no podía ser de otro modo.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturalesEscena del «Texto de los muertos».

Los espíritus podían provocar males alojándose en las partes enfermas. Pero en sucesos extremos podían llegar a tomar posesión de su víctima. El relato más antiguo que se tiene de una posesión y de su posterior exorcismo podemos encontrarlo en la llamada estela de Bentresh, donde se cuenta con todo detalle como una princesa extranjera, hermana de la favorita del faraón Ramsés II es poseída por un mut, un alma impuro que es expulsado por un mago egipcio y una imagen del dios Jonsu enviados por el faraón.

La magia negativa se usaba para maldecir, castigar, y dañar a un adversario. originalmente dicha magia parece haber estado a cargo de los sacerdotes magos que únicamente la aplicaban para someter a los adversarios y a los adversarios del estado. Desde ese punto de vista, era considerada como una magia lícita para los egipcios, ya que se trataba de procedimientos mágicos que tenían el objetivo de salvaguardar los intereses del país.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturalesLos conspiradores utilizaron magia negra para matar a Ramsés III.

Durante el ritual de execración, el mago decretaba maldiciones sobre las figuras mientras las trataba de figura violenta como si fueran el adversario al que se quería destruir. El medio es descrito en un antiguo ritual de execración, lo que nos brinda una idea clara de la figura como ésta se realizaba:

Escupe cuatro veces sobre él… pisotéalo con el pie izquierdo… hiérelo con una lanza… mátalo con un cuchillo… ponlo encima del fuego y escupe sobre él gran cantidad veces mientras está en el fuego”.

Esta magia nociva pero lícita era considerada como algo peligroso si caía en malas manos. Uno de los síntomas de la decadencia del orden social egipcio era la difusión de los conocimientos mágicos. Cierto tipo de literatura que se escribió en los periodos de fuertes crisis política, económica y social, señalan que uno de los demasiados males que aquejan a la sociedad era el hecho de que los conocimientos mágicos ya no era exclusividad de los sacerdotes magos entrenados, sino que cayeron en manos del vulgo que les dará un mal uso.

Descifran un antiguo manual egipcio de Hechicería

Después de décadas de esfuerzo, unos expertos australianos de la Universidad de Macquarie y la de Sídney, han logrado descifrar, un antiguo códice egipcio de hace 1.300 años. El escrito, al que denominaron «Manual egipcio de Poder Ritual», contiene un vasto número de hechizos que pudieron ser empleados por un sacerdote para ayudar a diferentes personas a conseguir sus deseos en el amor o en los negocios, expulsar espíritus malignos o recuperarse de una dolencia.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturales

El códice fue hallado por un comerciante de antigüedades hace unos 40 años, posteriormente, lo vendió a la Universidad de Macquarie en 1981. desde aquel momento, varios expertos han tratado de descifrar el texto, pero ninguno lo había conseguido como incluso actualmente.

Según los investigadores, el creador fue alguien que vivía en el Alto Egipto hace unos 1.300 años. Tiene 20 páginas y está en idioma copto. Contiene incluso 27 hechizos y diversos invocaciones y dibujos. Es probable que hayan sido dos personas las autoras de este escrito que inicialmente fueron documentos alejados y que se combinaron en el códice.

Entre los rituales que encontraron los expertos estaban hechizos de amor, un procedimiento para la expulsión de espíritus malignos y tambien recomendaciones sobre cómo tratar dolencias, como la ictericia. igualmente encontraron diversos referencias a un tercer hijo de Adán y Eva y a un personaje desconocido denominado Baktiotha, una figura de una deidad.

Los expertos sugieren que el escrito representa un período de transición para la gente de aquel tiempo. Se estima que la persona que escribió o que usaba el texto fue un sacerdote o monje, que usaba el códice como una forma de ayudar a las personas a alcanzar sus metas.

La Antigua Magia Celta

Entre las culturas antiguas de Europa se destaca la Celta con una figura particular de magia. Este pueblo no consiguió tener el desarrollo militar de los romanos, pero sobrevivieron a estos tras largas batallas. Jamás se establecieron como una nación ya que no tenían grandes planes políticos, su planeta estaba guiado a sus rituales y ceremonias de magia celta. Los celtas fueron guerreros fuertes que se expandieron por un vasto número de territorios, los cuales pueden ser identificados fácilmente debido a que influenciaron en el idioma que en el presente mantienen. Los celtas estaban ubicados en Irlanda, Gales, Escocia, Francia, Bélgica, Inglaterra, Holanda y parte de Italia, Alemania y Suiza.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturales

A pesar de que era una población de guerreros, en tiempos de paz las mujeres se encargaban de la siembra y los quehaceres domésticos, mientras que los hombres se dedicaban a la caza y a la pesca. Son reconocidos por la magia celta y su energica cultura. Sus creencias incluían la reencarnación y la transmigración de las almas, tenían fe en la vida después de la muerte. Eran politeístas y entes muy místicos, consideraban a los astros como divinidades, pero al mismo tiempo tenían diferentes divinidades superiores que podían interferir en el destino de cada persona. La magia celta se practicaba en la naturaleza, como en lo alto de una montaña o en la espesura de un bosque, llegando a hacer sacrificios de animales y humanos para agradar a sus divinidades.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturales

La magia celta se fundamentaba en la naturaleza y a las divinidades de la guerra. Los druidas realizaban sus rituales en los bosques porque se afirmaba que eran la morada de las deidades.

Los sacerdotes no sólo eran conocedores de los misterios del planeta animal y vegetal sino además de medicina, astrología y filosofía. La magia celta se basaba en encantamientos y hechizos para realizar el bien, curar e igualmente para comunicarse con la naturaleza, servía para ayudar a su gente en la guerra y tambien practicaban los viajes del alma en el tiempo.

Los cinco elementos: agua, aire, tierra, fuego y alma eran los pilares de la magia celta, por lo que podían realizarla con mucha energía desde cualquier lugar. Utilizaban el aire para los pensamientos, el fuego les brindaba la energía y la fuerza, el agua les permitía ser entes intuitivos que percibían los deseos y emociones.

En el presente es muy complicado conseguir los verdaderos hechizos y rituales, debido a que los druidas pasaban el conocimiento por medio la tradición oral sin dejar documentos que testifiquen su magia celta, lo escasos vestigios de estas civilizaciones antiguas fue la información que poseía almacenada los romanos, que los mantuvieron en reserva para suprimirlas.

El Poder del Soberano Salomón

La conexión entre las artes mágicas de Egipto, Israel y Occidente es la colección de obras, procesos y creencias atribuidos a Salomón, hijo de David, tercer soberano de Israel.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturales

La Biblia y el Corán contienen referencias a este soberano que obraba milagros: su vida ha sido descrita en Las mil y una noches y en innumerables obras de ficción. En Europa, su nombre es usado por en los grimorios más recientes para convocar y subyugar a Lucifer, y obligarle a devolver los tesoros robados. Los cronistas árabes enfocan especial atención dedicada a la faceta oculta de este hombre extraordinario.

se comenta que Salomón consiguió el poder sobre todos los espíritus y los elementos, y en especial sobre los «genios» djinns, gracias al poder de un anillo mágico que llevaba incrustadas las joyas de los ángeles encargados de los cuatro elementos. Adicionalmente, el anillo poseía en su interior un trozo de una raíz maravillosa. En los grimorios publicados bajo el nombre de Salomón, y que circulan hoy en dia, hay instrucciones para la elaboración de anillos semejantes.

igualmente se nombra al ave fría o la abubilla que Salomón usaba para llevar mensajes. Los manuscritos árabes contemporáneos contienen instrucciones para usar los huesos y «piedra-nido» de este pájaro, semejantes a las encontradas en grimorios publicados en la Edad Media bajo el nombre de Salomón.

Magia en la antigüedad: maldiciones y control de entidades sobrenaturalesSello del soberano Salomón. Cortesía: hechizos.us

La magia salomónica se encuentra presente en ciertos aspectos básicos del ritual normal en casi todos los equipos mágicos. Casi todas las personas implicadas con la magia conocen el Sello de Salomón, signo con el cual se podía llamar, obligar y encerrar a los espíritus. En el relato de Las Mil y Una Noches se nombra este sello cuando el Genio pudo ser confinado en una botella durante de miles de años. Normalmente se confunde la Estrella (Sello) de cinco puntas de Salomón con la Estrella o Escudo de seis puntas de David, considerada además como un poderoso talismán contra el mal, que fue reemplazada posteriormente por la Cruz como signo defensor. Ambas estrellas se siguen empleando en diferentes rituales mágicos de origen árabe y judío.

Fuente

AVISO DE USO JUSTO: Esta página contiene material con derechos de autor cuyo uso no ha sido específicamente autorizado por el propietario de los derechos de autor. Esta web distribuye este material con el propósito de reportar noticias, investigación educativa, comentarios y críticas, constituyendo el Uso Justo bajo 17 U.S.C § 107.

¿Te gustó este artículo?

Descarga nuestra app para Android y no te perderás ninguno.

COMMENTS