La máquina del tiempo fue concebida en el siglo XIX

Sonidos extraños son detectados cerca de Júpiter por nave espacial de la NASA .
Las piramides de marte
Los arqueólogos Descubre antiguas reliquias de una civilización perdida en los bancos de un río seco en la India 

Quién fue primero en transmitir señales de radio, ¿Tesla o Marconi? Y en concebir la evolución de las especies, ¿Darwin o Wallace?; atribuimos a Alexander Graham Bell, la creación del teléfono, pero ¿fue él o el italiano Meucci? La lista es interminable. Es un misterio como surgen las ideas y por qué y este fenómeno serendípico, es decir, el descubrimiento inesperado que se produce de manera accidental, sucedió, también, con la máquina del tiempo. Juzga por ti mismo.

“Merced al Anacronópete uno puede desayunar a las siete en París, en el siglo XIX; almorzar a las doce en Rusia con Pedro el Grande; comer a las cinco en Madrid con Miguel de Cervantes Saavedra -si tiene con qué aquel día- y, haciendo noche en el camino, desembarcar con Colón al amanecer en las playas de la virgen América».

Un español se anticipó en 8 años a la idea de la máquina del tiempo.

Quién escribió estas líneas no es otro que Enrique Gaspar y Rimbau (1842-1902), un dramaturgo español que se anticipó en ocho años a H. G. Wells en la idea de una máquina del tiempo. Y no es baladí porque, hasta entonces, los viajes temporales sucedían por medio de la magia, los sueños, intervenciones celestiales o trances. La novedad, en el caso de Gaspar, es la creación de una máquina para hacerlo a voluntad. La llama Anacronópete. Ana, en griego significa hacia atrás; crono, tiempo, y petes, el que vuela, justificando así la misión del protagonista de la novela de volar hacia atrás en el tiempo. No sólo eso, sino que el protagonista descubre cómo está hecho el tiempo y es así como inventa una máquina para deshacerlo a voluntad.

El «anacronópete» es, en realidad, una caja de grandes dimensiones que ha sido realizada con hierro fundido, navega gracias a la electricidad y mueve cuatro grandes cucharas mecánicas para desplazarse. Para evitar que los pasajeros rejuvenezcan o envejezcan a causa de sus desplazamientos por el tiempo, la idea incluye otra máquina que produce el llamado «fluido García», un bebedizo que impide el paso del tiempo para los viajeros.

Siempre hemos creído que fue el británico H. G. Wells el primero en concebir la idea de una máquina del tiempo, pero lo cierto es que el español Enrique Gaspar es el verdadero padre de la concepción de la máquina del tiempo y los viajes intertemporales. Se adelantó en ocho años a Wells aunque, mientras The Time Machine alcanzaba fama mundial, el ingenio de Gaspar cayó en el olvido por su poca aceptación entre el público.

Cuando escribió su obra, apenas había pasado una década de la invención de la bombilla eléctrica por lo que la electricidad era considerada la tecnología del futuro. De ahí que el Anacronópete se mueva con energía eléctrica. El libro de Gaspar vio la luz en 1887, mientras que el de Wells fue escrito en 1895. El del español pone énfasis en los viajes hacia atrás mientras que el del británico nos permite viajar al futuro, algo que debió estimular mejor la imaginación de los lectores decimonónicos. Es un misterio cómo las ideas de estos dos escritores coincidieron en la temática temporal. Aunque no es un caso único. Charles Darwin  y Alfred Russel Wallace pelearon por su teoría de la evolución aunque, en este caso, ambos se conocían y la idea llevaba casi un siglo flotando en el ambiente científico.

¿Es posible que la idea de los viajes temporales también estuviera en el ambiente? Es un misterio. En cualquier caso, conviene poner en valor las ideas olvidadas para hacer justicia, ¿o no?

AVISO DE USO JUSTO: Esta página contiene material con derechos de autor cuyo uso no ha sido específicamente autorizado por el propietario de los derechos de autor. Esta web distribuye este material con el propósito de reportar noticias, investigación educativa, comentarios y críticas, constituyendo el Uso Justo bajo 17 U.S.C § 107.

¿Te gustó este artículo?

Descarga nuestra app para Android y no te perderás ninguno.

COMMENTS