La Impactante Posesión De Joseph Y Theobald Bruner

INCREÍBLE: ¿Es La Misma Nave Alíen de la ISS Captada Ahora por Satélite SOHO/NASA Orbitando en el Sol ? En Octubre 2016
EXTRAÑO OVNI CON ALETAS CUADRADAS TRANSPARENTES CAPTADO SOBRE DEVON, REINO UNIDO
El empeoramiento de la situación de rayos cósmicos

La Impactante Posesión De Joseph Y Theobald Bruner

La mayoría de los casos de posesión pueden explicarse en última instancia por causas médicas y psicológicas, pero en algunos casos no hay una respuesta médica fácil y lo sobrenatural es la única respuesta razonable.

El caso de Joseph y Theobald Bruner fue trágico y desconcertó a todos los profesionales médicos de la época. Su caso es uno de los casos de posesión demoníaca más llamativos y violentos jamás registrados.

Theobald (Thiebaut), nacido en 1855, y Joseph, nacido en 1857, comenzaron a mostrar un comportamiento inusual y aterrador en septiembre de 1865. Los registros del sacerdote local dicen que la posesión comenzó cuando ambos niños comenzaron a dibujar diablos y demonios en el Paredes en su dormitorio. Susurrarían a los demonios por la noche y los tratarían como amigos.

Poco después, los niños comenzaron a sufrir terribles contorsiones físicas. Los muchachos entrelazaban sus piernas, a veces cada dos o tres horas, en nudos tan apretados que ninguna presión humana podía desenredarlos.

Se paraban de cabeza durante horas, se doblaban completamente hacia atrás; ponerse rígido; y sufren ataques de vómitos, expulsando grandes cantidades de espuma amarilla, algas y plumas malolientes.

Los muchachos también levitaron, se levantaron mientras permanecían sentados o en la cama y hablaban idiomas que nunca habían escuchado. Su habitación estaba insoportablemente caliente, aunque no había una estufa encendida; solo rociando agua bendita sobre la cama la temperatura de la habitación volvió a la normalidad.

Los muebles volaron por la habitación, las cortinas se caerían solas y las ventanas se abrirían de golpe. La casa entera se sacudió, como si fuera un terremoto.

Los síntomas empeoraron con el tiempo y, finalmente, sus cuerpos comenzarían a hincharse. Vomitaron todo tipo de cosas que nunca habían comido y muchos de los objetos que vomitaron ni siquiera estaban disponibles en la casa donde vivían.

Los niños estaban constantemente cubiertos de algas, plumas y vómitos, sin importar la frecuencia con que los limpiaran. Los muchachos también adquirieron habilidades psíquicas y pudieron predecir la muerte de personas en la aldea.

Según los registros guardados por el sacerdote local, el padre Karl (Charles) Brey, si un «clérigo o un católico piadoso visitaba la casa, los niños poseídos se arrastraban apresuradamente debajo de una mesa o cama, o saltaban por la ventana». Pero cuando alguien de fe menos ferviente entró, los muchachos estaban encantados y proclamaron: “Ese es uno de los nuestros. ¡Todos deberían ser así!

Los padres de los niños finalmente enviaron a los niños lejos para el ritual de exorcismo y pasaron el resto de sus vidas en el Orfanato de San Carlos. Durante su estancia en el orfanato, les dijeron a las monjas que eran «El Señor de las Tinieblas». Les tomó cuatro años exorcizar a los niños, tiempo durante el cual vivieron en constante tormento.


Incluso después del exorcismo, no hubo un final feliz para los dos niños malditos. Un niño murió poco después del exorcismo a la edad de 16 años y el otro niño murió a los 25.

El caso de los niños Bruner todavía desconcierta a la gente hasta el día de hoy.

Asumiendo que los sacerdotes y los testigos no estaban mintiendo, no se ha encontrado una explicación natural de lo que les sucedió a los Bruners. Si su caso no fue un engaño elaborado perpetrado por una aldea entera, un orfanato y el clero, es uno de los casos de posesión más concluyentes.

AVISO DE USO JUSTO: Esta página contiene material con derechos de autor cuyo uso no ha sido específicamente autorizado por el propietario de los derechos de autor. Esta web distribuye este material con el propósito de reportar noticias, investigación educativa, comentarios y críticas, constituyendo el Uso Justo bajo 17 U.S.C § 107.

¿Te gustó este artículo?

Descarga nuestra app para Android y no te perderás ninguno.

COMMENTS