¿Sabías que el intercambio de cuerpos es real?

¿Sabías que el intercambio de cuerpos es real?

El extraño mapa de Hereford
Cuándo podrán las naves espaciales viajar a través del espacio-tiempo?
¿Bases extraterrestre en el Himalaya? Residentes locales creen que si por la alta actividad ovni  

¿Sabías que el intercambio de cuerpos es real?

LOS CIENTÍFICOS HAN DESCRITO LOS PROS Y LOS CONTRAS DE LA ‘TRANSMIGRACIÓN DEL ALMA’

Imagen: Pexels

Los neurocientíficos suecos han descubierto que el intercambio de cuerpos virtuales cambia el carácter y la autopercepción de las personas. Las ilusiones físicas afectan gravemente la memoria y la actitud hacia la realidad circundante. Esto significa que situaciones de películas y libros de ciencia ficción, en las que el héroe sigue siendo él mismo disfrazado de otra persona, son simplemente imposibles.

En octubre del año pasado, investigadores del Instituto Karolinska (Suecia) llevaron a cabo un experimento inusual. Sesenta y seis voluntarios se dividieron en parejas y se les pidió que respondieran preguntas sobre los demás, para evaluar el personaje y nombrar los principales rasgos de personalidad, según Ria. Luego pusieron a todos en los sofás. Las cámaras de video desde arriba filmaron una imagen y la transmitieron a un dispositivo montado en las cabezas de los sujetos, para que todos pudieran ver lo que estaba mirando su compañero.

Además, periódicamente se tocaron pies y manos de personas de un mismo equipo para que coincidieran sus sensaciones visuales y táctiles. Como resultado, a los pocos minutos, los participantes en el experimento tenían una ilusión persistente de intercambio corporal. Al menos cuando uno fue amenazado, el otro intentó esquivar el arma. Esta sensación no duró mucho. Sin embargo, la introducción virtual a otro cambió la autopercepción. “En el cuerpo de otra persona”, las personas se describieron a sí mismas de cerca a cómo evaluaban previamente a su pareja.

También los neurocientíficos llamaron la atención sobre el hecho de que todos los sujetos tenían problemas con la memoria episódica. Algún tiempo después del experimento, tuvieron dificultades para recordar qué tipo de rasgos de personalidad se les preguntó. Además, cuanto más diferían los compañeros en el carácter, peores eran los resultados de las pruebas de memoria.

Los investigadores especulan que esto es el resultado de un conflicto entre el cuerpo y la percepción general de uno mismo. La reubicación a otro, incluso virtual, impidió la formación normal de la memoria de los hechos asociados al sujeto. Esto significa que incluso si el intercambio de cuerpos fuera posible, sería extremadamente difícil mantener tu personalidad dentro del otro.

Los científicos españoles involucrados en este tipo de experimentos no los ven como un peligro grave y proponen utilizarlos para mejorar a una persona, por ejemplo, para combatir el racismo oculto. Al menos 90 de los voluntarios que participaron en su estudio, después de “asentarse” en una persona con un color de piel diferente, se deshicieron del prejuicio racial.

Antes de terminar en el cuerpo de otra persona, cada voluntario se sometió a una prueba de asociaciones ocultas. En particular, le permite comprender si una persona relaciona la palabra “negro” con las definiciones de “malo”, “bueno”, “atlético” o “torpe”. Después de eso, los sujetos con la ayuda de un casco de realidad virtual tuvieron la oportunidad de sentirse en el cuerpo de otra persona. Entre los diversos avatares había negros. Algún tiempo después, se repitió la prueba de asociaciones latentes. Resultó que aquellos que estaban en el cuerpo de un representante de una raza diferente, los indicadores de sesgo oculto disminuyeron significativamente.

Investigadores británicos y holandeses obtuvieron resultados similares. Es cierto que no utilizaron la realidad virtual, sino la llamada ilusión de la mano de goma. Cada sujeto observó los movimientos de un modelo de mano humana. Estaba colocado de tal manera que el voluntario tenía la sensación de que era su propio miembro. Si el color de la piel era diferente, las tasas de racismo latente eran más bajas que antes del experimento. Si coincidía, no era así. Los autores del trabajo sugirieron que tras la entrada ilusoria en el cuerpo de otro, el cerebro retiene el recuerdo de esta sensación. Y una persona ya no puede pensar mal en personas de otra raza.

Al final resultó que, un cuerpo extraño también afecta la percepción del mundo circundante, especialmente cuando se trata de una gran diferencia de edad y altura. Un equipo internacional de científicos llegó a esta conclusión. Entregaron gafas de realidad virtual a los voluntarios y les pidieron que eligieran sus propios avatares. Algunos eligieron reencarnarse como niños de cuatro años, otros, en personajes adultos, sin embargo, reducidos al tamaño de cuatro. Todos los objetos, incluso su propio reflejo en el espejo, los sujetos veían a través de los ojos de la persona a la que se movían, y sus movimientos estaban sincronizados gracias a un traje especial.

Luego se pidió a los participantes que mostraran las dimensiones de los tres cubos que vieron en la realidad virtual. Nadie hizo frente a esta tarea. Quienes obtuvieron los avatares liliputienses creían que los objetos eran en promedio de tres a seis centímetros más grandes. Pero los que reencarnaron de niños sobrestimaron el tamaño de los cubos entre cinco y doce centímetros. Además, a la hora de elegir habitaciones, eligieron habitaciones con un interior más infantil. Los investigadores señalan que los cerebros de los sujetos que controlan el avatar infantil produjeron sensaciones y comportamientos infantiles. Sin embargo, esto no sucedió si los movimientos del personaje y el voluntario no estaban sincronizados. Entonces la percepción se mantuvo adulta incluso en la realidad virtual.

AVISO DE USO JUSTO: Esta página contiene material con derechos de autor cuyo uso no ha sido específicamente autorizado por el propietario de los derechos de autor. Esta web distribuye este material con el propósito de reportar noticias, investigación educativa, comentarios y críticas, constituyendo el Uso Justo bajo 17 U.S.C § 107.

¿Te gustó este artículo?

Descarga nuestra app para Android y no te perderás ninguno.

COMMENTS