El árbol de la vida, un antiguo símbolo místico importante en varias culturas

El árbol de la vida, un antiguo símbolo místico importante en varias culturas

La Misteriosa Conexión entre Sirius y la Historia de la Humanidad
Un enorme HOLOGRAMA esconde “Bases, fortalezas y ciudades alienígenas” en la Luna
Encuentros con la gente de las estrellas: un extraterrestre, una nave espacial y una ventisca de Alaska
El árbol de la vida, un antiguo símbolo místico importante en varias culturas

A lo largo de la historia, los árboles han sido objeto de un profundo respeto. De hecho, en muchas culturas es común oír hablar de un árbol de la vida. En general, está relacionado con el ciclo de la vida, la inmortalidad y / o la capacidad de renacer continuamente.

Desde los mayas hasta los celtas, el budismo y la mitología nórdica, todos tienen este antiguo símbolo místico en su historia.

Si bien estas leyendas culturales centradas en el árbol sagrado de la vida pueden diferir en detalles, sus historias simbolizan conceptos generales similares relacionados con la religión, la filosofía y la espiritualidad.

El árbol de la vida y su significado

El símbolo del árbol de la vida no pertenece a una cultura específica, ya que se ha utilizado en todo el mundo durante siglos. Ha llegado a tener una variedad de significados que incluyen conocimiento, inmortalidad, renacimiento o una visión interior de uno mismo para enfocarse en el aumento de la conciencia o el despertar espiritual.

Cada cultura le ha dado a los árboles su propio concepto, basado en sus creencias y forma de vida. Ahora, cuando profundizamos en el tema, descubrimos que este elemento natural tiene un significado fundamental para todas las personas. Antes de proponer una única definición, intentemos encontrar el origen de este símbolo.

El árbol de la vida: orígenes

Una de las referencias más antiguas al árbol de la vida se encuentra en el relato bíblico, particularmente en Génesis. Los primeros capítulos de este libro cuentan cómo Dios creó la tierra y puso a los primeros humanos, Adán y Eva, en el Jardín del Edén. Para su placer, Dios ha hecho crecer una variedad de árboles frutales en el jardín.

Ahora la historia señala que Dios colocó dos árboles especiales: el árbol del conocimiento del bien y del mal y el árbol de la vida. El primero le prohibió comer a la pareja, y el segundo pensaba dárselo si obedecían sus órdenes. Según el relato, quien comiera del árbol de la vida obtendría la vida eterna.

Similitud con los sumerios

Un relato similar se puede encontrar en la Epopeya de Gilgamesh, donde se describe cómo Gilgamesh busca el secreto de la vida eterna, encontrando el fruto del árbol de la vida, que la serpiente le arranca. Similar al mito de la serpiente bíblica y los árboles del conocimiento del bien y del mal, y el de la vida.

También encontramos el mito sumerio de la deidad Ningizzida, a quien se conocía como el “Señor del árbol de la vida “, y que a veces se describía como una serpiente con cabeza humana.

Algo similar lo podemos encontrar en los Sellos Cilíndricos sumerios donde se representa a Shamash (dios del sol) como un disco solar volando sobre el árbol sagrado, sostenido por Enki (señor del agua) y Enlil (señor del agua) aire) con Apkallu con el cabeza de águila.

Izquierda: la deidad sumeria Ningizzida. Se cree que es la imagen más antigua conocida de serpientes, que data del año 2000 a. C. Derecha: Sello cilíndrico sumerio que representa el Árbol de la Vida.

El camino hacia el árbol de la vida está bloqueado

La historia de Adán y Eva termina con el acto de desobediencia de la pareja al comer del árbol del conocimiento del bien y del mal. Fue entonces cuando Dios impuso la expulsión del jardín y la muerte como castigo para ellos y sus descendientes. Además, les prohibió tomar el fruto del árbol de la vida.

El relato bíblico afirma además que Dios bloqueó el camino hacia el árbol de la vida colocando a dos ángeles con una espada de fuego que seguía girando. El acceso al árbol ha estado bloqueado durante siglos, y los descendientes de Adán y Eva probablemente intentaron alcanzarlo y probar sus frutos.

Otras referencias al árbol de la vida

Celta

Egipto

Otras culturas también se refieren al legendario y codiciado Árbol de la Vida, conectándolo con la vida, la muerte y los seres espirituales. Para los mayas, por ejemplo, el árbol de la vida establecía un vínculo entre el cielo, la tierra y el inframundo.

De la misma forma, los celtas también consideraron que las raíces del árbol llevaban al inframundo, la copa unida al cielo y el tronco era un punto de encuentro entre las dos dimensiones. En la cultura china, el árbol de la vida es un melocotonero, un árbol que crece una vez cada 3.000 años. Se afirma que la persona que come de su fruto obtiene la vida eterna.

Asimismo, los egipcios también incluyeron un árbol en su mitología para referirse al comienzo de los tiempos y la existencia de los dioses y el hombre. para ellos, el árbol de la vida era un lugar de vida y muerte, donde Isis y Osiris vieron su origen. Además, el árbol de Ished fue venerado como el árbol de la vida, y se dice que los nombres de los reyes egipcios están escritos en sus hojas.

El árbol de la vida en el budismo

Por otro lado, en el budismo también hay una clara referencia al árbol de la vida, y está relacionado con el despertar espiritual. La historia cuenta que el Buda, o Siddhartha Gautama, experimentó su iluminación espiritual bajo un árbol Bodhi. Por esta razón, este árbol es venerado y plantado en muchos templos budistas en la actualidad.

¿Qué representa el símbolo del árbol de la vida?

Como símbolo, el Árbol de la Vida se remonta a la Antigüedad. El ejemplo más antiguo conocido se encontró durante las excavaciones de Domuztepe en Turquía, que datan de alrededor del 7000 a. C. C. Se cree que el símbolo se extendió desde allí de varias formas.

Básicamente, el árbol de la vida es un símbolo de renacimiento, ya que durante todo un año los árboles sufren diferentes cambios, desprendiéndose de todas sus hojas y luego floreciendo. También está vinculado a sentimientos positivos como motivación, fuerza, sabiduría y orientación.

El símbolo del árbol de la vida siempre tiene sus hojas verdes, que simbolizan la fertilidad, la buena salud y la vida productiva. Asimismo, gracias a su intrincado diseño de rama, el símbolo del Árbol de la Vida también representa un vínculo con la familia, estas raíces compartidas nos unen a nuestras generaciones pasadas y futuras.

Todo está conectado …

En muchas culturas, todavía se ve como un punto de unión entre diferentes dimensiones. El Árbol de la Vida también sirve como un recordatorio de nuestra conexión universal con la Madre Tierra y nuestra dependencia de ella para crecer y florecer.

El símbolo del árbol de la vida generalmente se representa como un árbol grande con raíces que se extienden hacia el suelo y ramas que se extienden hacia el cielo. Representa la naturaleza interconectada de todas las cosas del universo; un vínculo eterno entre el reino físico en el que estamos arraigados y el reino espiritual que buscamos.

AVISO DE USO JUSTO: Esta página contiene material con derechos de autor cuyo uso no ha sido específicamente autorizado por el propietario de los derechos de autor. Esta web distribuye este material con el propósito de reportar noticias, investigación educativa, comentarios y críticas, constituyendo el Uso Justo bajo 17 U.S.C § 107.

¿Te gustó este artículo?

Descarga nuestra app para Android y no te perderás ninguno.

COMMENTS