Seis Desapariciones Inquietantes Y Misteriosas

Seis Desapariciones Inquietantes Y Misteriosas

¿Qué misterios esconde el planeta Marte?
Los glifos egipcios de Gosford, Australia
Cientos de personas observaron ovnis sobre varias ciudades de Austria

La gente desaparece todo el tiempo. La mayoría de los casos de personas desaparecidas implican un juego sucio y, a veces, las personas deciden comenzar una nueva vida en otro lugar. Pero hay algunos casos extraños de humanos que simplemente desaparecen y que nadie ha podido descifrarlos, incluso hasta el día de hoy.

La historia de David Lang

David Lang vivía en una granja en Tennessee junto con su esposa y dos hijos. Un día de septiembre del año 1880, su hijo y su hija estaban jugando en el patio frente a su casa.

David y su esposa salieron de la casa para recibir a un amigo visitante que acababa de llegar en carruaje. Mientras David caminaba por el pasto para encontrarse con su amigo, simplemente desapareció en el aire.

Esto sucedió a la vista de su familia. Al principio pensaron que se había caído por un sumidero y todos corrieron al lugar pero no pudieron encontrar nada.

Continuaron buscando a David durante las siguientes semanas sin resultados. Unos meses después del incidente, sus hijos notaron que la hierba de ese lugar en particular se había marchitado y muerto. Nunca más se volvió a ver ni a saber de David.

La desaparición del túnel Lincoln

En 1975, Jackson Wright y su esposa Martha conducían desde Nueva Jersey a la ciudad de Nueva York. Justo después de pasar por Lincoln Tunnel, Jackson se detuvo para limpiar la condensación de su parabrisas.

Su esposa también dio la vuelta al auto para limpiar la ventana trasera. Después de unos segundos, Jackson se dio la vuelta y descubrió que su esposa había desaparecido. No había escuchado nada y estaba visiblemente conmocionado por lo que había sucedido.

Eran una pareja felizmente casada y los investigadores de la policía no descubrieron ninguna evidencia de juego sucio. Martha nunca volvió a casa.

faro

Los tres guardianes del faro

En diciembre de 1900, tres hombres desaparecieron de su puesto en el faro de Flannan Isles frente a la costa de Escocia. Las islas eran escarpadas y en su mayoría desiertas, especialmente en esa época del año.

No había ningún barco en la isla, por lo que los hombres no podrían haber salido por mar. No faltaba nada en el faro, ni siquiera el equipo de supervivencia que los tres hombres habrían necesitado para sobrevivir en el exterior.

A pesar de las extensas búsquedas, ni los hombres ni sus cuerpos fueron encontrados. La explicación oficial fue que una ola rebelde había golpeado el faro, pero no había evidencia de eso.

La desaparición de todo un batallón

Millones de personas murieron durante la Primera Guerra Mundial. Entre los bombardeos, los tiroteos y los ataques con armas químicas fue difícil encontrar rastros de los desaparecidos. Pero para que todo un batallón desapareciera sin dejar rastro y sin enemigos alrededor, algo realmente extraño debe haber sucedido.

Durante la campaña de Gallipoli de 1915, una compañía de campo de Nueva Zelanda observó cómo un batallón del Regimiento Real de Norfolk marchaba por una ladera en la bahía de Suvla, Turquía.

Una nube baja cubrió la colina y cuando el último soldado subió a la cima de esa colina, la nube simplemente se levantó, sin revelar ningún rastro del batallón. No se escucharon disparos ni explosiones.

Después de que terminó la guerra, el gobierno británico exigió que Turquía liberara a los prisioneros. Sin embargo, Turquía nunca había capturado a ningún soldado ese día.

El MV Joyita Crew

En 1955, un buque mercante llamado MV Joyita salió de un puerto en Samoa, con un cargamento de madera y una tripulación de 25 personas. Se suponía que su viaje a un archipiélago cercano tomaría dos días, pero el barco nunca llegó. Las búsquedas fueron infructuosas hasta que un mes después, el barco apareció a 500 millas de Samoa, sin rumbo fijo.

MV Joyita

Estaba parcialmente inundado y se había inclinado hacia un lado y su tripulación había desaparecido. También faltaban el cuaderno de bitácora del barco y los botes salvavidas. Los rescatistas encontraron muy extraño que la radio estuviera funcionando pero no se hubiera enviado ninguna señal de socorro. Aunque había señales de colisión, el barco estaba en condiciones de navegar porque el casco no estaba roto.

Todos los relojes a bordo del barco se habían detenido a las 10:25 pm El barco fue reparado y en los años siguientes, el barco encalló tres veces más.

Todo el pueblo que desapareció

Desafortunadamente, las personas desaparecen con regularidad y a veces tienden a ocurrir accidentes en el mar. Pero nada es más extraño que la desaparición de los habitantes de todo un pueblo.

En noviembre de 1930, un cazador de pieles llamado Joe Labelle se dirigió a un pueblo esquimal cerca del lago Anjikuni en el norte de Canadá. Había hecho el viaje varias veces antes y estaba familiarizado con los residentes. Sin embargo, cuando llegó allí, fue recibido por un asentamiento desierto.


Todas las cabañas estaban vacías, los almacenes estaban intactos y no había rastro de los 2.000 hombres, mujeres y niños. Joe alertó a las autoridades y la investigación reveló algunas evidencias inquietantes.

Los vecinos no dejaron huellas ni señales de ataque. La comida y las provisiones de los esquimales se encontraron intactas, mientras que sus perros de trineo murieron de hambre, enterrados bajo 12 pies de nieve.

Sin embargo, el aspecto más inquietante que descubrió la investigación fue que sus tumbas ancestrales habían sido vaciadas.

AVISO DE USO JUSTO: Esta página contiene material con derechos de autor cuyo uso no ha sido específicamente autorizado por el propietario de los derechos de autor. Esta web distribuye este material con el propósito de reportar noticias, investigación educativa, comentarios y críticas, constituyendo el Uso Justo bajo 17 U.S.C § 107.

¿Te gustó este artículo?

Descarga nuestra app para Android y no te perderás ninguno.

COMMENTS